Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Deportes MOTOCICLISMO

Los hermanos Márquez se prueban en el Karting Vendrell

Marc y Alex rodaron con sendas motos de 250 cc en el circuito. El campeón de MotoGP se probó dos meses después de operarse de su hombro

Francesc Joan

Whatsapp
Marc y Alex Márquez, con el jefe de pista del Karting El Vendrell. FOTO: Karting Vendrell

Marc y Alex Márquez, con el jefe de pista del Karting El Vendrell. FOTO: Karting Vendrell

Marc y Álex Márquez ya son oficialmente los primeros hermanos que compartirán equipo en el Mundial de MotoGP y que además son pilotos de fábrica en una de las escuderías más potentes del planeta, el Repsol Honda Racing Corporation. El equipo ha realizado este martes su puesta de largo en Yakarta (Indonesia), con todas las miradas puestas en el ocho veces campeón mundial y defensor de la corona de la máxima categoría y en el ganador de Moto2, la pasada temporada, que ha dado el salto al equipo del ala dorada en sustitución de Jorge Lorenzo.  

Antes de su viaje a tierras asiáticas, donde además están programados los primeros ensayos de pretemporada en Malasia del 7 al 9 de febrero, los hermanos Márquez aprovecharon uno de sus últimos días de vacaciones para desplazarse hasta el Kárting Vendrell. 

Marc es un asiduo de la instalación, considerado como uno de los mejores circuitos de Europa para la práctica y competición con los más pequeños de los monoplazas. La cercanía con Cervera, las características de su trazado, el entendido equipo que lo gestiona y la amistad con la familia Márquez de sus gestores, Narcís y Carlos Gil, hacen que el campeonísimo se sienta como en casa. El pasado 16 de enero, sin ir más lejos, ya se estuvo ejercitando allí mismo sobre un kárting.

Marc Márquez, sobre una Honda NSR 250 cc. FOTO: Twitter Marc Márquez

Esta vez, sin embargo, Marc cambió las cuatro ruedas por una moto. Marc tenía ganas de probarse sobre su herramienta de trabajo. No lo había hecho aún desde que fue intervenido de su hombro hace dos meses y quería experimentar sensaciones. Lo hizo con una Honda NSF de 250  centímetros cúbicos adaptada para rodar en un circuito más corto y estrecho. Y coincidió en pista con su hermano, Àlex, con otra moto idéntica. Los padres de ambos presenciaron en directo la sesión. 

«Después de dos meses sin moto volví a subirme para ver como respondía el hombro. Las sensaciones no fueron las mejores, pero estoy muy contento porque vamos dando pasos importantes!» escribió el propio Marc en sus redes sociales. La sesión transcurrió en la más absoluta discreción, lejos de las cámaras y de los periodistas y de los fans, el principal requisito que Marc Márquez pide a los Gil cuando decide rodar en el circuito.

Era la primera vez que Márquez rodaba en El Vendrell sobre una moto de velocidad. Otra veces, además del kart, ha pilotado una Supermotard para entrenar y exprimirse sobre todo en los pasos por curva. Como él también lo han hecho en las últimas temporadas desde Dani Pedrosa a Jorge Lorenzo, pasando por el australiano Jack Miller.

Este martes, en Yakarta, Marc Márquez ha explicado que «empezamos el año de la misma forma que el anterior, con nuestro objetivo muy claro y listos para trabajar con el equipo Repsol Honda para conseguir los mejores resultados posibles», ha afirmado el campeón del mundo de MotoGP, quien esta temporada 2020 podría igualar el número de títulos mundiales del italiano Valentino Rossi tanto en la categoría reina como en el global de sus respectivas carreras deportivas. 

Temas

Comentarios

Lea También