Más de Deportes

Deportes Se mide a su exequipo

Marc Trilles, soldado listo para la gran batalla

El central grana podría ser de la partida ante el Lleida tras superar el Covid

Juanfran Moreno

Whatsapp
Marc Trilles en un partido con el Nàstic esta temporada. foto: nàstic

Marc Trilles en un partido con el Nàstic esta temporada. foto: nàstic

Desde el Nàstic no tuvieron dudas este verano cuando subrayaron en su hoja de ruta de fichajes que la parcela defensiva debía ser reforzada con la llegada de al menos un futbolista de rendimiento inmediato y que tuviera la suficiente personalidad como para soportar el liderazgo de un equipo candidato a todo desde la retaguardia. Tampoco hubo dudas a la hora de coincidir desde la secretaria técnica y el cuerpo técnico que el nombre más indicado para ello era el de Marc Trilles. No admitía sospechas el hecho de que el central de Castellón era un auténtico caramelo en el mercado, puesto que terminaba contrato con el Lleida el 30 de junio de 2020.

La entidad tarraconense puso toda la carne en el asador y dio un golpe en la mesa cerrando su llegada con bastante celeridad. Jugador y club tenían claro que sus destinos debían unirse y ni propuestas en el aire como las de su querido Castellón sirvieron para romper un acuerdo que convertía a Trilles en grana y provocaba que el Nàstic consiguiera el fichaje de uno de los centrales más experimentados y talentosos que habían pasado por el fútbol catalán de bronce en los últimos años.

De eso ya han pasado unos cuantos meses y es una absoluta lástima porque Marc Trilles no ha podido tener toda la incidencia y regularidad que hubiese deseado. No está siendo un curso sencillo para él, puesto que no todo le está viniendo de cara. En los primeros meses de temporada tuvo varios problemas musculares y en estas últimas semanas fue víctima de la Covid, un virus en el que tardó más de lo común en dar negativo a pesar de que superó la enfermedad sin apenas síntomas.

El coronavirus se puso en su camino en el peor momento. Trilles comenzaba a levantar el vuelo y ya acumulaba dos titularidades consecutivas frente a Badalona y Olot en las que el Nàstic había dejado la portería a cero y su rendimiento individual estaba siendo sencillamente brillante. El castellonense demostró que el conjunto grana no se había equivocado fichándole.

Trilles ya tenía su sitio en el once titular tras aquellas dos exhibiciones, pero entonces apareció el positivo y todo se fue al traste. Por suerte hubo jornada de descanso entre medio y al final solo se perdió dos partidos ante Prat y Andorra. Frente al Hospitalet sí que estuvo citado, pero permaneció en el banquillo, puesto que su regreso a los entrenamientos con el grupo había sido esa misma semana y no era cuestión de arriesgar su reaparición.

Ahora parece que su momento sí que ha llegado. Ya acumulaba varias sesiones de entrenamiento y tiene el ritmo de competición necesario para ir a la guerra contra un equipo en el que estuvo dos años y fue primer capitán como el Lleida Esportiu.

No se puede decir que la salida del defensa fuese amigable de la entidad ilerdense y es obvio que las rencillas permanecen. En el terreno de juego intentará vengar su marcha traumática de Lleida. Al estar en ERTE tardó más de lo previsto en poder firmar con el Nàstic, y de paso dejar claro a Toni Seligrat que ha vuelto y está listo para formar una zaga de ensueño junto a Álex Quintanilla.

Jesús Rueda, baja segura

Más allá de que Trilles ya está al ritmo de sus compañeros también influye el hecho de que Jesús Rueda será baja ante el Lleida por lesión, por lo que el acompañante de Quintanilla saldrá de la terna entre Marc Trilles y Pol Domingo. El segundo ha sido titular en los últimos partidos y ha ofrecido un buen nivel, pero para un partido de altos vuelos y máxima tensión como el que espera este domingo ante los ilerdenses todos los focos apuntan hacia la figura del central castellonense.

La intención del jugador es ser importante en estos últimos partidos de la primera fase y ganarse un sitio en el once para la segunda fase en la que el Nàstic intentará meterse en el play off final por el ascenso a la Segunda División A. Ese lugar al que quiere regresar tras pisarlo por primera y única vez con el Castellón con 18 años. El soldado está de vuelta para una de las batallas más temidas.

Temas

Comentarios

Lea También