Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Más de Deportes

Nàstic-Oviedo: Alimento para la fe

El Nàstic recibe este domingo (16h) al Oviedo con el objetivo de reencontrarse con la victoria en el Nou Estadi y alejar definitivamente los fantasmas del descenso

Iván Alcalá

Whatsapp
El Nàstic salvó un punto en la última visita de los asturianos (2-2). FOTO: Pere Ferré/DT

El Nàstic salvó un punto en la última visita de los asturianos (2-2). FOTO: Pere Ferré/DT

El Nou Estadi vivirá una tarde de reencuentros. Tejera y Uche volverán a aparecer tras sus lesiones, Dongou ha entrado por primera vez en la convocatoria, mientras Mossa y Rocha visitarán el que fuera su hogar con la camiseta del Oviedo. 

El Nàstic tiene una deuda con su afición. Ha ganado dos partidos en casa, pero necesita contagiar esa fe en el equipo que ha ido construyendo lejos de Tarragona. Como local es el segundo con peores números de la categoría (7 puntos de 18). Contra el Oviedo busca redimirse con un triunfo que ahuyente las ascuas de las tres últimas plazas.

Enfrente, un rival que todavía no ha ganado lejos del Carlos Tartiere. El cuadro asturiano, «un rival muy complejo, duro y difícil», alertó Rodri, tiene dos puntos más que el Nàstic, aunque se encuentra a seis plazas de distancia. Sumar hoy los tres puntos supondría dar un salto importante en una clasificación cada vez más apretada.

Rodri remarcaba en la previa la capacidad de trabajo de sus hombres: “Estamos muy concienciados. No vamos a perder la ilusión por ganar y además con el plus que te da la afición, que seguro que nos va a recibir con cariño tras la victoria en Valladolid. No tenemos que perder de vista que el equipo no ha salido todavía de los puestos cercanos al descenso. Nuestro objetivo es meternos en lmedia tabla”.

El míster se mostró optimista por recuperar a algunos jugadores importantes y destacó la competencia que va haber para entrar en el once. Tejera volverá a formar pareja de baile con Gaztañaga en la medular, aunque Rodri podría premiar el buen rendimiento de Zahibo sacándolo de inicio. Por arriba, Barreiro recupera a su socio Ike Uche.

El parón de selecciones afectará a Kakabadze, convocado con Georgia, mientras que Dimitrievski, que jugó este sábado en Noruega con la selección macedonia, podría llegar a tiempo para defender la portería grana. 

Temas

Comentarios

Lea También