Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

'Pique' a distancia

Ramon Verdú y Jorge Giménez, exjugadores de Nàstic y CF Reus, viven su derbi particular desde la lejanía. Comparten aventura en Marbella
Whatsapp
Ramon Verdú y Jorge Giménez, en la playa de la Bajadilla de Marbella. Foto: DT

Ramon Verdú y Jorge Giménez, en la playa de la Bajadilla de Marbella. Foto: DT

En Marbella también se vive de forma especial el derbi entre Nàstic y Reus. Sobre todo en las horas previas. El lateral Ramon Verdú y el extremo Jorge Giménez simbolizan la máxima rivalidad entre los dos equipos. Sin ir más lejos, formaban parte de las dos plantillas hasta este mercado invernal. Sus salidas no han empañado el cariño que mantienen a los dos clubs, sobre todo a sus excompañeros. Durante esta semana, en el vestuario andaluz hay guasa y algún que otro pique. También anda por allí Francis Solar, exarquero del CF Reus.

Si algo distingue a Ramon Verdú y a Jorge Giménez es su buen humor. Se trata de dos tipos alegres. De los que dan picante a cualquier grupo. Incluso en el campo sacan tiempo para las bromas. En el derbi de la pasada temporada, disputado en el Estadi municipal de Reus, los protagonistas coincidieron sobre el césped como ‘enemigos’. No sólo eso. Verdu era el vigilante de Jorge en la banda derecha. «Me acuerdo que pasé por el lado y le solté alguna cosilla. No podía ser de otra forma», admite Jorge. Su ‘colega’, confiesa que «con él y con Álex Colorado siempre hay cosillas. Algún que otro codito por ahí, aunque al final te acabas metiendo mucho en el partido». Aquel día, Giménez tuvo que retirarse lesionado en el primer tiempo. Adivinen quién participó en aquella jugada desafortunada. «Chocó contra un tren y tuvo que irse del campo», bromea Verdú. «No tuve nada de suerte», asegura Jorge.

Los protagonistas comparten aventura en Marbella y no sólo dentro del campo. Cuando el exrojinegro firmó vivió unos días en casa de su socio. La buena relación viene de años atrás. Los dos coincidieron en el Lleida de Emili Vicente. De ahí que, Jorge y su pareja Lorena, estuvieran bien acogidos mientras encontraban nuevo hogar. Las dos familias conviven ahora en la playa de la Bajadilla como vecinos. Muy cerca del estadio. Se desplazan andando a cada entrenamiento.

 

Un partido único

Con respecto al derbi, los futbolistas lo tienen claro. «Nos gustaría estar en el césped del Nou Estadi el domingo. El derbi es especial». Y eso que ellos no cuentan con el ADN provincial. «Cuando llegué al Reus, la gente me hizo sentir muy rápido lo que significa este partido», confirma Giménez. «No hace falta ser de allí para entender lo importancia del derbi», añade Ramon.

Los jugadores del Marbella no le quitan ojo a lo que cada domingo hacen sus exequipos. Reus y Nàstic suelen convertirse en actualidad para ellos. Sus presagios para el derbi, lógicos. «Va a ganar el Nàstic. Se encuentra en un momento de forma impresionante», palabra de Verdú. «El Reus ha cambiado la dinámica y ahora pasa por un buen m omento. Creo en sus opciones. Me gustaría por los compañeros y por la afición».

Han pasado más de dos meses desde que Verdú y Jorge abandonaron Tarragona y Reus. El ex grana sigue pensando que «me hubiera quedado muchos años, porque me trataron muy bien, pero no disfrutaba de minutos. Necesitaba jugar y tomé la decisión de irme». Mientras, la situación de Jorge fue algo distinta. «Todo se hizo muy rápido. Creo que el entrenador no fue de cara conmigo, pero ya pasó y ahora estoy muy a gusto aquí». A la misma hora del Nàstic-Reus, Jorge y Verdú se medirán al UCAM Murcia. Eso sí, de cara al derbi, sus corazones ya han elegido.

Temas

  • DEPORTES

Comentarios

Lea También