Más de Deportes

Deportes Liga EBA

Sueños de plata

Jesús Muñiz y Oriol Pozo son optimistas de cara a los cuartos de final. El CB Valls recibe al Mataró el sábado y el CB Salou visita al Mollet al día siguiente, domingo

JUANFRAN MORENO MARCELO

Whatsapp
Jesús Muñiz (CB Salou) y Oriol Pozo (CB Valls) esta temporada. FOTOS: ALFREDO GONZÁLEZ

Jesús Muñiz (CB Salou) y Oriol Pozo (CB Valls) esta temporada. FOTOS: ALFREDO GONZÁLEZ

Ha llegado la hora de la verdad para dos proyectos que se han ganado la oportunidad de soñar con el ascenso. Los cuartos de final de la EBA ya están aquí. Los dos equipos de la demarcación jugarán este fin de semana una eliminatoria a partido único que tiene como premio el billete a la Final Four en la que habrá seis plazas en juego para ascender a la LEB Plata que se disputarán los 16 equipos participantes.

Los vallenses recibirán la visita del Mataró el próximo sábado en el Joana Ballart a partir de las 18.10 horas, mientras que los salouenses visitarán la pista del Mollet el próximo domingo a partir de las 18.05 horas.

El CB Valls es un equipo histórico en la EBA y con experiencia en categorías superiores que este año ha firmado una primera fase brillante que le ha valido para ser campeón del grupo C1 de manera indiscutible. Lo ha hecho con una plantilla amplia y talentosa comandada por un técnico joven y con mucha proyección como es Oriol Pozo. Solo son dos años de proyecto, pero lo cierto es que todo va viento en popa.

La fuerza de jugar en casa

El técnico tarraconense habla con el Diari días antes de un partido a vida o muerte frente al Mataró. Unos cuartos de final vibrantes en los que todo está en juego, ya que no hay margen de error. Un contexto peligroso, pero a su vez ilusionante. «Llegamos con muchas ganas. Es cierto que por el retraso de esta fase sumamos una semana más de inactividad y eso en ritmo de partido nos perjudicará, pero sabemos que los que nos falte respecto a esto tenemos que suplirlo con la ilusión que tenemos por jugar este partido y con la fuerza que nos tiene que dar jugar en nuestro pabellón. Es un partido ilusionante y un premio a todo el trabajo que hemos hecho durante toda la temporada», afirma.

Sobre el hecho de ser considerados favoritos por el nivel de juego del equipo y tener el factor cancha a favor, el técnico vallense no lo ve así: «No creemos que seamos favoritos cuando hablamos de una eliminatoria que se juega a partido único y eso es probable que el guion que haya establecido sufra sorpresas. Es un cara o cruz, aunque el factor pista puede influir».

Jesús Muñiz (CB Salou) y Oriol Pozo (CB Valls) esta temporada. FOTOS: ALFREDO GONZÁLEZ

Respecto a los aspectos que tiene que dominar el equipo para llevarse el encuentro, el entrenador rojiblanco tiene claro que la gestión del partido a nivel de nervios será clave: «La clave para estos partidos es tomarse el partido con calma y no querer ganarlo en el primer cuarto. No tenemos que desesperarnos si el inicio del partido no es bueno porque sabemos que es un partido de 40 mn. en el que habrá diferentes momentos. Hay que intentar aprovechar al máximo los buenos momentos que tengamos y también saber sufrir cuando no estemos acertados o el Mataró esté en una buena dinámica». A lo que añade: «Para mí la clave es la regularidad en los 40 minutos y en segundo lugar ser nosotros mismos, ya que no porque sea un partido especial tenemos que cambiar nuestra identidad».

Pozo es sincero y es consciente que el rival que hay delante no permitirá relajarse al equipo en ningún momento y avisa claramente de su peligro: «Estamos hablando de un auténtico equipo referente en la categoría con un grupo de jugadores con muchos puntos en las manos y con mucho talento en la gran línea exterior. A diferencia de nuestro equipo es un equipo que lleva ya cinco años con el mismo entrenador y con el mismo bloque de jugadores y tienen un punto de madurez mayor que nosotros».

El Salou, listo para la sorpresa

Por su parte, los salouenses suman su tercer año en la categoría y han conseguido un segundo lugar en el C2 que permite afirmar sin tapujos que la etiqueta de equipo sorpresa ya no viene a cuento. El CB Salou es ya una realidad que no teme a nada ni nadie. Jesús Muñiz lidera un proyecto que ha coleccionado sonrisas de manera constante en las últimas temporadas y que este curso ha dado un paso adelante con una de las mejores plantillas que se le recuerdan al equipo de la Costa Daurada.

Muñiz siempre ha sido el líder del proyecto en la pista y la confianza que ha tenido el equipo en momentos complicados la recuerda con cariño charlando con el Diari días antes del partido más importante del Salou en los últimos años: «Veo al equipo con ganas e ilusionado. En enero me acuerdo que antes de ganar al Martorell que iba primero dije en una entrevista que esa era la última oportunidad que teníamos para engancharnos arriba. Esa ambición de todos ha sido clave para estar donde estamos».

Las lesiones han sido una de las grandes adversidades contra las que ha tenido que lidiar el conjunto amarillo, pero por suerte para los cuartos de final contará con todo el equipo al completo. «Es la primera vez en toda la temporada que vamos a poder contar con todos y eso es muy importante para nosotros», explica el técnico de Puertollano.

Ya sobre el partido ante el Mollet, campeón de su grupo e invicto como local, Muñiz tiene claro que el CB Salou tiene muchas opciones de poder dar la sorpresa: «Es una final y no un partido de liga y eso provoca que las sensaciones sean diferentes. Obviamente que me gustaría que se jugase en nuestra pista y que jugar allí les da un punto de favoritismo, pero podemos meternos en la Final Four».

Una fase final que tendrá a Salou como una de las dos sedes, un aliciente añadido para el conjunto de la Costa Daurada tal y como reconoce Jesús Muñiz: «Nos da un punto más de motivación. Es un orgullo que Salou esté a nivel mediático en el deporte y el baloncesto y ojalá que podamos estar en la Final Four, sería increíble».

Temas

Comentarios

Lea También