Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Más de Deportes

Xavi Bartolo: 'No entiendo el fútbol sin valentía'

El nuevo técnico del CF Reus ha concedido una entrevista al Diari justo cuando se cumplen cinco días del inicio de la pretemporada. Asume el reto con naturalidad y confía en que el Reus disfrute de la mejor plantilla desde que compite en Segunda A

Marc Libiano

Whatsapp
Alfredo González

Alfredo González

Por fin le dan la oportunidad. ¿Valora todo el camino que ha necesitado recorrer?

Sinceramente, ser primer entrenador no era una obsesión para mí. En Reus he cumplido un ciclo de cuatro años donde he pasado por diferentes roles y claro que cuando te dicen que creen que eres el adecuado, te hace ilusión. No pienso que mi día a día varíe mucho con respecto al año pasado, cuando colaboré con Aritz. Asumes una mayor responsabilidad porque ahora eres la cabeza visible y eso te exige. En estos primeros días, sin la presión de los partidos y los resultados, estoy saboreando un poco más el cargo porque todo es más positivo, pero lo llevo con tranquilidad.

¿Se acuerda del día que el club le comunicó que iba a ser el técnico?

En principio todo estaba encaminado para que Aritz siguiera. Hasta el punto que hasta muy al final de este proceso, Aritz me comentó que iba a continuar. Con él siempre he mantenido contacto y tengo muy buena relación. Cuando se precipitó su salida, el presidente me llamó y me comunicó que el club confiaba en mí para coger el cargo y no dio mucho tiempo a pensar. Me hace ilusión porque con el presidente Llastarri y con Joan Oliver, durante estos cuatro años, se ha forjado una buena relación y me alegra que confíen en mí. Con Sergi Parés ya viene de lejos, fuimos compañeros en Lleida y compartimos piso. Él me trajo al Reus.

Alfredo González

Usted fue delantero. ¿Cree que en el fútbol es necesaria la valentía?

No entiendo el fútbol sin valentía. De eso aprendí mucho de Mané. Cuando él vino al Lleida éramos, salvando las distancias, un equipo con un rol similar al Reus en la categoría. Modestos, sin muchos recursos. A pesar de ello, Mané nos convenció de que podíamos ser protagonistas y siempre fuimos un equipo muy valiente. Es evidente que mi intención es que el Reus sea un equipo rico y que domine muchos registros, porque durante los partidos hay fases en las que el rival te obliga a replegarte. Y debemos saber soportar esos momentos con fiabilidad.

A menudo le veo correr por el campo tras el entrenamiento. ¿Usted no ha dejado de sentirse deportista?

Lo hago porque me gusta sentirme bien y, sobre todo, porque esa sensación de cansancio tras el ejercicio me ofrece mucho bienestar a nivel psicológico. Me da mucha energía. Muchas veces cuando me voy a casa y no he corrido siento que me falta algo. Además, después de la exigencia del trabajo, el correr, el ejercicio físico, me libera.

Está de acuerdo en que hoy, un entrenador, además de otras muchas cosas, ¿necesita ser un buen comunicador?

Es evidente. Durante estos primeros días mi tarea es convencer a los jugadores de lo que quiero y para eso el mensaje tiene que llegarles con claridad. Que ellos vean que tengo las cosas claras. Los jugadores no son tontos y, si dudas, te cogen rápido.

Usted fue futbolista de Primera, conoce cómo piensan los jugadores, ¿eso le va a ayudar en la gestión del vestuario?

Es algo que me puede beneficiar, pero tampoco quiere decir que el que no haya sido jugador no puede entrenar. He vivido muchas experiencias como futbolista en activo y luego como colaborador en distintos cuerpos técnicos. He conocido cómo los diferentes entrenadores que he tenido han solucionado los problemas y eso es bagaje, pero no me asegura el éxito. A mis jugadores les dije el primer día que nadie está por encima del equipo, que a mí me han contratado para que el Reus gane partidos por encima del ego personal de cada uno e incluso del mío propio.

Alfredo González

Le he oído comentar mucho durante estos primeros días eso de “si decimos tanto que somos pequeños nos lo terminaremos creyendo demasiado”. Intuyo que no le gusta.

Es que pienso que si insistimos mucho en que somos pequeños no vamos a progresar. Es cierto que en la categoría existen diferencias importantes entre presupuestos y que nosotros no vamos sobrados de recursos, pero hasta ahora hemos demostrado que hemos competido bien contra rivales que incluso nos triplican el presupuesto. Y estoy convencido de que vamos a seguir haciéndolo.

Habla de presupuestos. Hasta ahora el Reus no había podido competir en el mercado por jugadores de la categoría. Esa tendencia ha cambiado un poco este verano.

Sí es un pequeño paso hacia adelante. Sobre todo el verano pasado tuvimos dificultades para poder acceder a jugadores de Segunda debido a nuestras limitaciones. Ahora parece que, aunque el Reus no es un equipo top de la categoría, el proyecto atrae y hemos podido acceder a futbolistas que no imaginábamos que quisieran venir. Yo estoy muy satisfecho y, como dije el otro día, si cerramos algunos fichajes que tenemos encaminados, el Reus disfrutará de la mejor plantilla desde que compite en Segunda A.

Temas

Comentarios

Lea También