Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Primera 'víctima' política del vertedero de residuos previsto en Riba-roja

El conseller de Territori i Sostenibilitat, Damià Calvet, ha cesado a Antoni Suárez, alcalde de la localidad y director de los Serveis Territorials del Departament en las Terres de l'Ebre por "pérdida de confianza"

Diari de Tarragona

Whatsapp
El alcalde de Riba-roja junto a concejales de la localidad en una foto de archivo. FOTO: ACN

El alcalde de Riba-roja junto a concejales de la localidad en una foto de archivo. FOTO: ACN

Antoni Suárez es el alcalde de Riba-roja d'Ebre y este jueves otorgó la licencia de obras para la construcción de un depósito de residuos industriales no peligrosos que tenía gran parte de la sociedad en contra y hasta el propio Govern.

Las consecuencias de esta decisión sin el respaldo de Barcelona no se han hecho esperar. El conseller de Territori i Sostenibilitat, Damià Calvet, ha cesado este viernes a Suárez (además de ser el alcalde de Riba-roja era el director de los Serveis Territorials de esta conselleria en las Terres de l'Ebre) por "pérdida de confianza", según ha anunciado en un comunicado.

A nadie se le escapa que la autorización de la licencia de obras para la construcción de un depósito de residuos industriales no peligrosos que ha tenido una fuerte oposición otros municipios de la zona y del propio ejecutivo catalán ha sido la consecuencia de su 'rebeldía'.

Los trabajos de obras empezarán de forma "inminente" y tienen que estar acabados antes del 17 de julio, cuando acaba la licencia medioambiental.

La conselleria de Territori i Sostenibilitat dirigida por Damià Calvet ya requirió al Ayuntamiento una copia del expediente completo de la licencia de obras, y advirtió que si el permiso no se adecuaba al plan especial urbanístico vigente "emprenderán las acciones oportunas". La oposición social y la convocatoria de elecciones son suficientes argumentos para na perder votantes en estas comarcas.

La Generalitat ya había puesto bajo revisión la licencia ambiental en un intento de evitar que el consistorio concediera el permiso de obras.  Ahora, y a raíz de la aprobación de la licencia de obra, el ejecutivo ha decidido cesar el alcalde de su cargo de director de los Serveis Territorials como una medida para intentar dejar claro que la postura de Sánchez nada tiene que ver con la conselleria que representaba en las Terres de l'Ebre

Temas

Comentarios

Lea También