Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Más de Economía

A más eventualidad, mayor siniestralidad

Mientras el número de accidentes laborales cayó un 1,47% en 2017 entre los trabajadores con contrato indefinido, aumentó un 10,40% entre los eventuales

Rafael Servent

Whatsapp

El próximo sábado 28 de abril se celebra el Día Mundial de la Seguridad y la Salud en el Trabajo. ¿Cómo llegan las comarcas del sur de Catalunya a esta cita anual? ¿Cuál es el balance de las cifras del año 2017? Hay dos formas de mirarlo.

La primera de ellas: el número de accidentes laborales con baja aumentó el año pasado un 1,30% en la demarcación de Tarragona respecto a las cifras de 2016, al alcanzar los 8.983 accidentes, según datos del Observatori del Treball i Model Productiu de la Generalitat de Catalunya.
Segunda visión: pese al aumento en el total de accidentes, el índice de incidencia (el número de accidentes por cada 100.000 afiliados) cayó por primera vez desde 2013, hasta situarse al cierre de 2017 en 3.603,55, la segunda tasa más baja de Catalunya después de Barcelona (3.110,55).

Primera conclusión: más gente trabajando en 2017 incrementa el número total de accidentes, pero hay mejoras que a la vez reducen la siniestralidad, porque la tasa de accidentes por trabajador cae. ¿Lo hace igual para todos y en todos los sectores? En absoluto. Un dato destaca por encima del resto: a mayor eventualidad laboral, mayor siniestralidad.

«Una persona que trabaja con un contrato eventual tiene más riesgo que con uno indefinido» (Francesc Montoro, CCOO)

En el conjunto de Catalunya (no hay datos desagregados por demarcaciones en este capítulo), mientras el número total de accidentes laborales en 2017 cayó un 1,47% respecto al año anterior entre los trabajadores con contrato indefinido, el número de siniestros aumentó un 10,40% entre aquellas personas con contratos eventuales. En el caso de los contratos sin especificar, el alza en el número de accidentes fue de un 4,80% interanual.

En opinión de Francesc Montoro, responsable de Salut Laboral de CCOO Catalunya, el crecimiento de la siniestralidad entre el colectivo de trabajadores eventuales difícilmente responde a razones puntuales: «Es un índice de subida muy bestia -reflexiona-, que claramente señala que una persona que trabaja con un contrato eventual tiene más riesgo que otra que lo haga con un contrato indefinido».

«Desde la reforma laboral de 2013, los accidentes laborales con baja suben año tras año» (Núria Gilgado, UGT)

Montoro no duda en hablar de «precariedad laboral». Y a los datos se remite. «En prevención de riesgos laborales -destaca-, lo que has de atacar son los accidentes leves: cada incidente es la antesala de un accidente; si tú quieres trabajar seriamente en prevención, has de trabajar los accidentes leves, que no hacen más que aumentar».

Más accidentes leves
En el conjunto de Catalunya, el incremento anual en 2017 de los accidentes de carácter leve fue del 2,44%, mientras los graves cayeron un 1,66% y los mortales lo hicieron un 20,59%. Las cifras son algo distintas en la demarcación de Tarragona. También aquí el número de accidentes leves aumentó (aunque en una tasa inferior), con un crecimiento interanual del 1,31%. La diferencia está en el número de accidentes graves, que creció un 1,75% (mientras en el resto de demarcaciones catalanas excepto Girona caía), pero no en los mortales, con un descenso interanual del 20%.

El Priorat fue la comarca de la demarcación de Tarragona (y también de Catalunya) donde más cayeron los accidentes laborales el año pasado, con un descenso interanual del 23,81%, hasta los 48 accidentes, todos ellos leves. Por contra, en la Conca de Barberà crecieron un 13,30% (la tasa más alta de la demarcación), hasta los 460.

Núria Gilgado, secretaria de Política Sindical de UGT Catalunya, coincide en el análisis de Francesc Montoro: «A mayor precariedad, mayor siniestralidad; más muertos en el trabajo». Es su explicación a unas cifras de siniestralidad que «desde la reforma laboral de 2013, suben año tras año, haciendo que en [la demarcación de Tarragona] los accidentes con baja hayan subido un 18% entre 2013 y 2017».

Esta representante sindical no duda, además, en denunciar que «muchos de los accidentes catalogados como leves en realidad son graves, y muchos sin baja deberían estar de baja, pero van a trabajar en condiciones que no son las adecuadas; eso es directamente atribuible a la precariedad laboral».

  • Tipología El año pasado hubo 8.983 accidentes laborales con baja en la demarcación de Tarragona, de los cuales 8.921 fueron leves, 58 graves y 4 mortales.
  • Sectores El sector servicios fue el que más accidentes laborales registró, con 5.888 accidentes laborales con baja, seguido del industrial, con 1.683 accidentes, la construcción (897 accidentes) y la agricultura (515). También el sector servicios fue el que registró un mayor número de accidentes graves (35), seguido de la industria (10), la construcción (9) y la agricultura (4). Por último, los servicios tuvieron tres accidentes mortales y la industria uno.

 

Temas

Comentarios

Lea También