Aire puro en medio de la ciudad

Dos jóvenes emprendedores de Tarragona impulsan una ‘startup’ que comercializa bragas de cuello con un filtro integrado para evitar la polución del aire

Agnès Llorens

Whatsapp
La propuesta de Airgo2 es la de fabricar piezas de ropa que filtran la contaminación ambiental.  FOTO: Cedida

La propuesta de Airgo2 es la de fabricar piezas de ropa que filtran la contaminación ambiental. FOTO: Cedida

Una salida a correr, un paseo por la ciudad o una ruta en bicicleta. Estas son algunas de las opciones que pueden verse diezmadas por culpa de contaminación, que a menudo transforma las opciones de ocio al aire libre en una lucha para poder respirar.

Esta fue la conclusión a la que llegaron, en 2017, dos estudiantes del Grado en Dirección de Empresas en ESADE, de Tarragona que, partiendo de su propia experiencia, diseñaron un Trabajo de Final de Grado centrado en un producto textil que aislara la contaminación. 

«Cada día iba a la universidad en moto y pronto me di cuenta de la cantidad de malos olores que a menudo respiramos sin darnos cuenta, un motivo que nos inspiró a buscar una solución empresarial para esta realidad», explica Josep Orquín.Partiendo de esta experiencia, unió esfuerzos con Xavier Cerdà para dar a luz a una experiencia de ámbito universitario en la que proponían la comercialización de una pieza de ropa que fuera fácil de colocar y que aislara del humo y otros elementos del ambiente.

FOTO: Cedida

Los dos jóvenes emprendedores decidieron trasladar su experiencia de las aulas al mundo real y así nació Airgo2, una startup que nació a principios de 2018 y que propone una pieza textil, a modo de pasamontañas, que aísla de la contaminación del ambiente a través de unos filtros que se colocan dentro de la ropa y que permiten máxima movilidad.

«Pensamos en una pieza que fuera fácil de poner y de quitar, al contrario de otras mascarillas anti polución», explica Orquín, que adelanta que el producto que propone Airgo2 se adapta a cualquier tipo de movilidad urbana y se puede usar tantas veces como sea necesario.

Actualmente, Airgo2 vende tres modelos textiles diferentes y todos ellos proponen una pieza de ropa, similar a una braga de cuello, que lleva insertados los filtros, que deben cambiarse cada cierto tiempo; una opción que, según los responsables de la empresa, permite «la máxima facilidad de movimientos y de limpieza». La experiencia en ferias especializadas en filtración hizo posible el sistema en el que reposa esta propuesta innovadora. 

Los responsables de la startup explican que, desde la puesta en marcha de la compañía, en marzo de 2018 y con una inversión inicial de 60.000 euros, han facturado un total de 30.000 euros, una cifra que esperan incrementar después del  primer año completo de puesta en marcha del negocio.

Este margen de tiempo también les ha permitido identificar a los principales compradores del producto que son, según Orquín, «personas que desean practicar actividades de ocio y al aire libre y que viven en entornos urbanos muy poblados, como Barcelona, o en ciudades de menor tamaño que, por motivos diversos, se ven expuestas a agentes como el polvo o el humo». 

Los dos responsables de Airgo2 empezaron la venta del producto directamente, a través de su portal web —www.airgo2.com— un sistema de distribución al que se le ha sumado la venta directa en los centros comerciales Decathlon de la zona de Barcelona, una opción que les ha permitido incrementar en notoriedad.

Actualmente, los productos de la empresa se pueden encontrar en 15 puntos de venta físicos en el área de Barcelona y 3 en las comarcas de Tarragona, dos en la capital de provincia y una en Reus. Su meta de futuro se centra ahora en seguir aumentando los puntos de venda para expandir su negocio. 

Temas

Comentarios