Economía Laboral

El Gobierno prorrogará los ERTE por sectores mientras sea necesario

La ministra de Trabajo, Yolanda Díaz, coincide con el Banco de España en la idoneidad de mantenerlos, aunque el supervisor aboga por permitir despidos

LUCÍA PALACIOS

Whatsapp
Un trabajador limpia las ventanas de un edificio. Foto: EFE

Un trabajador limpia las ventanas de un edificio. Foto: EFE

El Gobierno está dispuesto a mantener los ERTE más allá de la nueva prórroga que termina el 30 de septiembre y hasta que sea necesario, a la vista de los rebrotes que está habiendo prácticamente por todo el territorio nacional y que pueden complicar la recuperación económica. Así lo aseguró ayer la ministra de Trabajo Yolanda Díaz en la clausura del acto de presentación de la memoria del Consejo Económico y Social (CES).

La ministra quiso mandar un «mensaje de tranquilidad» a toda la sociedad y admitió que después del «esfuerzo público tan grande» que se ha hecho, no tendría sentido «dejar caer el sistema». No obstante, se mostró partidaria de que esta nueva prórroga se haga no con carácter general, como hasta ahora, sino para aquellos sectores que lo sigan necesitando. Por ello, pidió a los agentes sociales que hagan un esfuerzo más y «trabajen mucho» en agosto en esa comisión tripartita creada para evaluar los ERTE para anticiparse a esa realidad de septiembre y tratar de «acertar» en la definición de esos sectores en los que hará falta una extensión de esta herramienta.

Aunque el turismo y la hostelería, el transporte y el motor son algunos de los sectores más castigados, la ministra fue más allá y extendió la necesidad de una prórroga en «alguno más». Y mencionó expresamente los servicios sociocomunitarios y los sectores culturales, así como hay una «actividad extensa de sectores empresariales y laborales que se nutren en el pulmón y que requieren atención».

La ministra admitió que estamos quizá en la «fase más compleja y delicada, en el trimestre más difícil, que va a alumbrar el destino, las pautas y las normas» que hay que seguir, y se congratuló del éxito de estos ERTE, que están siendo «fundamentales». Según ella, ha causado «cierta sorpresa» que la reincorporación a los puestos de trabajo haya sido «tan eficaz en tan poco tiempo» que –según avanzó– «queden apenas un millón de personas» afectadas por una suspensión temporal de empleo. Esto supone que desde el máximo alcanzado en abril, cuando casi 3,4 millones de trabajadores estaban en ERTE, se han recuperado ya 2,4 millones de puestos de trabajo.

Menos optimista se muestra el Banco de España. Su gobernador, Pablo Hernández de Cos, reconoció que han observado a lo largo del trimestre «un perfil de mejoría», pero avisó de que se trata de una recuperación «incompleta, incierta y desigual», que no va a evitar que en 2020 se registren «las mayores caídas interanuales en tiempos de paz», tanto en España como en el resto de países desarrollados.

Ante la previsión de un recorte de la actividad de entre el 16% y el 21,8%, el Banco de España se alineó con el Gobierno en la necesidad de mantener los avales y los ERTE. Sin embargo, abogó por que se haga con un «carácter más focalizado», y, a diferencia del Ejecutivo, mostró su desacuerdo con la prohibición de realizar despidos y defendió la necesidad de permitir a las compañías hacer «ajustes estructurales», ya que «no tiene sentido que mantengamos empresas zombies durante mucho tiempo».

Temas

Comentarios

Lea También