Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

El paro bajó 2.227 personas en la provincia de Tarragona en junio

Tarragona registró 41.023 parados, un 5,15% menos que el mes de mayo. El descenso en términos interanuales es de 1.592 desempleados

ACN-Lucía Palacios

Whatsapp
El paro bajó 2.227 personas en la provincia de Tarragona en junio

El paro bajó 2.227 personas en la provincia de Tarragona en junio

El paro en la provincia de Tarragona se situó el pasado mes de junio en 41.023 personas, unos registros que supusieron 2.227 parados menos que en mayo, lo que significa un descenso del 5,15%, según informó ayer el Ministerio de Trabajo y Seguridad Social. En términos interanuales -de junio de 2018 a junio de 2019- también se produjo una caída de 1.592 parados, un 3,74% menos.

Por lo que respecta a Catalunya, el paro bajó 13.819 personas en junio en relación a mayo y el mes se cerró con 357.272 parados, cifra que representa un descenso del 3,72% intermensual, según el Ministerio de Trabajo. La cifra total de parados es la más baja desde 2008, cuando en junio había 311.422 parados, y sitúa a Catalunya como la comunidad donde más baja el paro este junio. En comparación con el mismo mes del año pasado, el paro cayó en 12.920 personas intermensual, un 3,49% menos.

Por sectores de actividad, los 357.272 parados que había el mes pasado en Catalunya, 253.035 eran del sector servicios, 40.912 de la industria, 29.544 de la construcción, 26.735 no tenían trabajo el mes anterior y 7.046 de la agricultura. 

Por otra parte, del total de parados en Catalunya, 206.274 eran mujeres y 150.998 hombres. También del total, 23.884 eran menores de 25 años, de los que 1.462 hombres y 1.413 mujeres. En cuanto al número de contratos, en Catalunya se firmaron 305.332, lo que representa un incremento de 621 respecto al mes anterior, es decir, un ligero 0,20% más. En comparación con el mismo mes del 2018, la contratación bajó un 5,45% con una diferencia de -17.603 contratos.

Más contratos temporales

Del total, 34.846 contratos fueron indefinidos y 270.486 temporales. Respecto a los indefinidos, se registró una reducción del 11,63% con 4.587 contratos menos que el mes anterior. En cambio, los contratos temporales crecieron casi un 2% con un total de 5.208 contratos más que en el pasado mes de mayo.

Los autónomos crecen la mitad que el año pasado

Si hay un colectivo que primero evidenció los síntomas de la desaceleración que ahora se constata ya a nivel general fueron los autónomos, que desde el inicio del año vienen alertando de una ralentización que ahora se agudiza.

Y es que en junio el ritmo de afiliación al Régimen Especial de Trabajadores Autónomos (RETA) se redujo hasta el 0,4%, lo que dista mucho del 1,5% que se incrementó en diciembre de 2018.

Desde entonces, cada mes ha sufrido una caída más profunda hasta el punto de que en este primer semestre del año el número de emprendedores creció menos de la mitad que en 2018: 31.937 nuevos cotizantes frente a los casi 69.000 del mismo periodo del año pasado, después de registrarse el peor junio desde 2012.

Así, mientras la Seguridad Social ha superado ya el máximo de 2007, no sucede lo mismo en el RETA, que aún cuenta con cerca de 125.000 cotizantes menos que en 2008, cuando sobrepasaba los 3,4 millones. Por ello, Lorenzo Amor, presidente de ATA, pidió ayer que se forme «un Gobierno estable cuanto antes que afronte de una manera firme medidas para fomentar el emprendimiento».

También se está frenando el alto ritmo de contratos que se venían firmando en los últimos ejercicios. Así, en junio se registraron poco más de dos millones de contratos, lo que supone un descenso interanual del 2,2%, algo que desde el Gobierno minimizaron al afirmar que «no siempre tener más contratos es un buen dato, ya que puede indicar una excesiva rotación de la población activa».

Temas

Comentarios

Lea También