Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Empieza la campaña de la renta más digitalizada

La ‘predeclaración’ en papel se suprime y ésta deberá presentarse por internet, por teléfono o en las oficinas de la Agencia con cita previa para confirmar el borrador

Edurne Martínez

Whatsapp
La ministra de Hacienda, María Jesús Montero, dando detalles ayer sobre la campaña de la Renta de este año. FOTO: EFE

La ministra de Hacienda, María Jesús Montero, dando detalles ayer sobre la campaña de la Renta de este año. FOTO: EFE

La campaña de la Renta 2018 comienza hoy y la Agencia Tributaria abre sus servicios web para que los más de 20 millones de contribuyentes a los que les toca declarar puedan empezar a hacerlo hasta el 1 de julio. Pero los plazos se han adelantado respecto a la fecha de comienzo oficial para agilizar los trámites. Así, a partir del pasado 15 de marzo los ciudadanos pueden ya consultar en la web de la AEAT sus datos fiscales para conocer cuál es la información con la que cuenta Hacienda. Por otro lado, ayer empezó  el plazo para solicitar cita previa para poder presentar la declaración por teléfono.

Con este plan que se puso en marcha en la campaña de la Renta del año pasado, se evita el desplazamiento de los contribuyentes a las oficinas y permite adelantar la tramitación de la declaración. Desde ayer se puede pedir cita por teléfono (915530071 y 915357326), por internet o por la aplicación móvil de la AEAT y elegir el día y la hora en que la Agencia se pondrá en contacto con el contribuyente para presentar su declaración. Las citas se facilitan cada 15 minutos y las llamadas se hacen entre las 9 y las 20.30 horas.

Para poder beneficiarse de esta ayuda telefónica no hay límites de renta, pero sí existen otros requisitos. Por ejemplo, quedan excluidos todos los contribuyentes con algún tipo de ingresos de capital inmobiliario como alquileres. Tampoco lo podrán utilizar cuando haya registrado algún ingreso por actividades económicas ya sea por estimación directa o por módulos, con lo que los autónomos quedan fuera de este servicios. Y los que tampoco podrán usar esta vía son los que se van a aplicar deducciones por doble imposición internacional, regularización de la cláusula suelo y compensación de pérdidas patrimoniales de años anteriores. 

Una de las novedades de este año es que Hacienda ha decidido suprimir la ‘predeclaración’ en papel porque esos documentos generaban en ocasiones «duplicidades de presentación» que posteriormente había que depurar y podían generar retrasos en el caso de las rentas con resultado a devolver, según explica la AEAT. En vez de esto, la declaración debe presentarse por internet, por teléfono o en las oficinas de la Agencia previa solicitud de cita para confirmar el borrador. Esto no significa que el ciudadano no pueda imprimir una vista previa si prefiere comprobar todos los datos en formato físico antes de confirmar el borrador, pero la diferencia es que esta impresión no servirá para la presentación física.

Temas

Comentarios