Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Economía Empleo

La población activa ha caído casi un 3% en Tarragona desde 2008

Las personas que integran el mercado laboral en la provincia ascienden a 398.200. En España superan los 23 millones por primera vez desde la crisis

J.MORALES-COLPISA

Whatsapp
Imagen de archivo de 
dos operarios trabajando 
en la última parada técnica de Repsol en el complejo industrial de Tarragona. 
FOTO: DAVID OLIETE

Imagen de archivo de 
dos operarios trabajando 
en la última parada técnica de Repsol en el complejo industrial de Tarragona. 
FOTO: DAVID OLIETE

La población activa (las personas que integran el mercado laboral, tanto empleadas como desempleadas) ha caído en los últimos 11 años un 2,7% en la provincia de Tarragona y un 0,4% desde el tercer trimestre del año pasado hasta el mismo periodo de este 2019. Así, mientras que en 2008 había 409.200 personas con edad de trabajar en Tarragona, esta cifra se ha reducido hasta las 398.200 personas.

Estos datos forman parte de un informe realizado por la empresa de recursos humanos Randstad, sobre el volumen de población activa y la tasa de actividad en España, teniendo en cuenta la edad, el género, el nivel de formación y la comunidad autónoma de residencia del profesional. Para ello ha analizado los datos de la Encuesta de Población Activa (EPA) publicados por el Instituto Nacional de Estadística (INE) desde el tercer trimestre de 2008 hasta el mismo periodo de este año.

Randstad destaca que la tasa de actividad en Catalunya ha aumentado en cinco décimas en el último año. situándose en el 61,2%. A nivel provincial, el estudio destaca que Lleida es la provincia catalana en la que más aumenta el volumen de profesionales activios (5,9%), seguida de Barcelona (2,5%) y Girona (1,6%). Tarragona es la única provincia con descenso (-0,4%).

En cuanto a cifras absolutas, la provincia de Barcelona es donde se registra un mayor volumen de población activa (2.866.200), seguida por Tarragona (398.200), Girona (398.000) y Lleida (222.100).

La desaceleración que se cierne ya tanto sobre la economía como sobre el mercado laboral español no hace mella, por el momento, en los salarios, que, después de los años de contención e incluso recortes que experimentaron durante la crisis, despegan con fuerza. Hasta el punto de que en noviembre la subida salarial media pactada en los convenios colectivos logró rebasar por primera vez en la última década la barrera del 2,3%, lo que significa el mayor alza desde 2008, cuando justo antes de que estallara la crisis se elevaron un 3,6%, según los datos provisionales publicados por el Ministerio de Trabajo.

Esta mejora de las remuneraciones sería determinante para que cada vez más personas se animen a entrar en el mercado laboral, lo que ha ocasionado que por primera vez tras la crisis la población activa supere la barrera de los 23 millones de personas, según constata en el informe de Randstad.

Más mujeres trabajando

España ha conseguido abandonar el grupo de países que tenían una menor tasa de actividad (es decir, la relación entre los individuos activos, ya estén ocupados o en busca de empleo, y la población total) de las personas de 25 a 54 años. Así, ha aumentado su tasa en más de 10 puntos porcentuales hasta situarse en 2018 en el 87%, lo que supone un punto más que la media comunitaria, según un estudio publicado por Funcas.

Este fuerte incremento de la tasa de actividad española se debe principalmente al comportamiento de las mujeres en el mercado laboral, ya que mientras que la actividad masculina se mantuvo estable (entre el 91% y el 92%), la tasa de actividad femenina aumentó del 61% en 2001 al 82% en 2019, con datos del tercer trimestre.

Temas

Comentarios

Lea También