Inundaciones en Tarragona

| Actualizado a 24 septiembre 2022 17:26
Comparte en:

Tarragona volvió a sufrir ayer las inclemencias del tiempo, en forma de una tromba de agua que anegó calles y provocó cuantiosos daños e inconvenientes. Si bien la tormenta afectó a varias poblaciones del Camp de Tarragona, las mayores inundaciones se dejaron sentir en la capital. Se da la circunstancia de que Tarragona celebraba justo ayer el día grande de la fiesta dedicada a su patrona, pero la lluvia obligó a suspender la gran mayoría de los actos, entre ellos la diada castellera y la salida del Seguici en la procesión.

Es verdad que ante fenómenos naturales de la fuerza del que ayer golpeó a Tarragona resulta complicado reaccionar y es hasta cierto punto comprensible que la cantidad de agua caída se traduzca en problemas. Bastaba ver la fuerza del agua que bajaba por el río Francolí –la víspera, seco–, así como por otras rieras, para hacerse una idea de la lluvia que cayó. Sí, ciertamente hay fenómenos naturales contra los que poco se puede hacer.

Estos fenómenos serán cada vez más frecuentes, por lo que hay que actuar para paliar, en la medida de lo posible, los daños

Sin embargo, no es menos cierto que la ciudad de Tarragona tiene un serio problema con algunas zonas inundables sobre las que no se acaba de actuar de forma consistente para, si no evitar –es prácticamente imposible–, sí al menos minimizar los daños. La limpieza de los cauces de rieras y del lecho del río Francolí, así como del sistema de alcantarillado, es posiblemente la acción más sencilla y perentoria, pero no la única.

Avanzar en proyectos urbanísticos focalizados en las zonas más vulnerables es otra necesidad para que los vecinos que habitan en estos lugares no vean comprometidos su seguridad ni sus bienes cada vez que llueve con fuerza. Así como evitar edificar en los cursos naturales de las rieras.

El cambio climático en el que ya estamos inmersos vaticina que estos episodios extremos serán cada vez más cotidianos. Estamos obligados a tomar las medidas necesarias para paliar en la medida de lo posible sus consecuencias. Y mañana ya es tarde.

Comentarios
Multimedia Diari