Tània Verge: «La educación sexoafectiva debe comenzar de 0 a 3 años»

Feminismos con ‘s’. La consellera de Igualtat i Feminismes aclara conceptos sobre la más joven de la consellerías de la Generalitat y admite que para conseguir la igualdad se necesitan cambios culturales, pero también recursos

| Actualizado a 10 septiembre 2022 12:49
Se lee en minutos
Para guardar el artículo tienes que navegar logueado/a. Puedes iniciar sesión en este enlace.
Comparte en:

Tània Verge Mestre (Reus 1978) es catedrática de ciencia política en la Universitat Pompeu Fabra y ha dedicado buena parte de su trabajo académico a estudiar las relaciones entre género y política. Es consellera de Igulatat i Feminismes, un departamento que se creó apenas el año pasado y que doblará su presupuesto para los próximos cuatro años.

La campaña sobre el topless levantó polémica. ¿Cree que se entendió?

La campaña tenía dos objetivos clarísimos: por una parte recordar la garantía de derechos; la discriminación por razón de género que se produce en las piscinas porque unos pezones están permitidos y otros no. Eso se debe de erradicar... El segundo elemento tiene que ver con dejar de normalizar la sexualización hacia las niñas. En edades muy tempranas, como los tres o cuatro años, puedes encontrar ropa de baño que tiene la parte de arriba y es muy absurdo.

Algunas hasta tienen relleno

Sí, este ejercicio de sensibilización tenemos que hacerlo en muchos temas... Creo que la campaña ha sido entendida y compartida.

El Ayuntamiento de Tarragona ha dicho que cambiará la normativa de sus piscinas municipales ¿Qué le parece?

Lo valoramos muy positivamente. La concejalía de feminismos y LGTBI está haciendo muy buen trabajo. Creo que las distintas administraciones nos reforzamos y nos acompañamos.

Cuando se presenta como consellera de igualdad y feminismos. ¿Tiene que explicar el apellido feminismos?

En general no, y con frecuencia se llama conselleria de feminismos directamente. Es muy positivo porque quiere decir que los feminismos son algo de sentido común y cada vez es más compartida la necesidad de transformación. Cuando nos preguntan explicamos por qué se incorporó la palabra feminismos con la ‘s’.

Y ¿por qué?

Hacemos un reconocimiento a que los feminismos no son una única manera de pensar sino un proyecto global. Tal como los entendemos son una transformación social a todos los niveles: antirracista, trans inclusiva... Trabaja para eliminar todas las discriminaciones.

¿A la larga no hará falta un departamento como este en la Generalitat?

Al contrario, creo que es un objetivo de la conselleria trabajar para que este departamento sea imprescindible. Nunca más un Govern de la Generalitat que no tenga un Departament d’Igualtat i Feminismes. Podemos pensar que siempre progresamos pero no es cierto, lo estamos viendo en distintos países como Estados Unidos con la regresión del derecho al aborto... No podemos pensar que porque tenemos derechos están garantizados.

Ha dicho que es necesario entender que las leyes de igualdad no son recomendaciones pero ¿es suficiente? Por ejemplo, hablando de los planes de igualdad ¿es suficiente con mandar un protocolo a los empleados por correo?

Claramente las leyes de igualdad son indispensables pero no son suficientes por sí mismas... Hacen falta recursos. Las políticas de igualdad son papel mojado si detrás no hay la dotación presupuestaria y de recursos humanos correspondiente.... En una empresa lo que necesitamos es formar al conjunto de la organización. Una organización, sea la que sea, está formada por personas y estas personas necesitan tener la formación para poder saber identificar las desigualdades. No estoy hablando de un máster sino de formaciones muy concretas de detección fácil, cotidiana, de estas desigualdades.

La conciliación está en el meollo de muchas desigualdades. La administración, las empresas, las familias... ¿son conscientes? ¿Qué se puede hacer?

Es evidente que la conciliación de la vida laboral, familiar y personal es clave, pero no nos olvidemos de la personal porque tenemos derecho a tener vida más allá del trabajo o responsabilidades familiares. Ese es uno de los ejes principales de la transformación feminista... Hay dos patas: hemos de cambiar la manera en que se han asignado las tareas de cuidados y domésticas. Esta transformación cultural es más de fondo y no cambia de un día para otro. Mientras tanto la otra pata es la de la corresponsabilidad pública. Desde Igualtat i Feminismes hemos implementado el programa ‘Temps per cures’ que permite ampliar el número de servicios de todo tipo desde ludotecas, casales, acogidas matutinas, cuidados puntuales de menores de hasta catorce años... Es un servicio universal para las familias pero que tiene un impacto especial en las mujeres.

¿Cómo explicaría a los hombres qué ganan con esa transformación feminista?

Creo que es interesante que sepan primero lo que pierden. El sistema patriarcal les impone todos los estereotipos de lo que significa ser hombre, cómo gestionar las emociones, cómo comportarse delante de determinadas experiencias... Hay muchas estadísticas que avalan el daño que causa el patriarcado en los hombres como una mayor tasa de accidentes mortales, suicidio... ¿Qué ganarían? Una vida más feliz y ser más libres de elegir quienes quieren ser y de tener unos modelos familiares más igualitarios en los que son más copartícipes de la crianza si tienen hijos.

En el caso de los adolescentes. ¿Por qué si son una generación con tanta información hay tantos casos de violencia machista? ¿Qué falla?

Estoy de acuerdo en que es la generación más sensibilizada porque ha tenido acceso desde etapas muy tempranas a información y talleres; es la generación que más se identifica también como feminista, pero la gente joven forma parte de la sociedad y si la sociedad es machista la gente joven no será una excepción...También tiene que ver con el acceso a la pornografía, muy fácil a través de internet. Si esta es tu vía principal en información sexoafectiva vamos mal... Hemos de poder dar respuestas concretas.

¿Por ejemplo?

La educación sexoafectiva debe ser curricular en las escuelas, debe comenzar de 0 a 3 años. Y a medida que se va creciendo dotar herramientas para el conocimiento del propio cuerpo; el conocimiento de la salud menstrual, tanto en chicas como en chicos y romper tabús. Y luego poder identificar que son relaciones afectivas o sexuales sanas.

¿La clave estaría en la escuela entonces?

Es una parte fundamental pero no debe ser la única, es toda la sociedad que debe entender que si la violencia machista es el principal problema de seguridad pública que tiene el país es toda la sociedad que debe sentirse responsable. Las familias también deben replantearse sus papeles. No enseñemos a las niñas a vestirse de una determinada manera o no ir a ciertos espacios... Lo que debemos es educar a los niños en la cultura del consentimiento y el respeto.... Sin contar con las políticas de prevención en las que trabajamos para tener una respuesta ajustada a lo que necesitan las mujeres que han sufrido violencia.

La presencia de las mujeres en la política centró parte de su trabajo académico. ¿Cómo se siente trabajando entre políticos?

Lo estoy viviendo como una oportunidad indescriptible de contribuir a la transformación feminista con programas que hasta ahora no existían. Es poner en la agenda derechos de los que no se había hablado como el derecho a los cuidados, el derecho al tiempo, a vivir libres de presión estética...

Pronto comenzarán a elaborarse las listas electorales para las municipales ¿Qué piensa de las cuotas?

Quien lo discute tiene perdida la batalla argumental. Esta demostrado en la política pero también en muchos otros ámbitos. Un ejemplo son las medidas de acción positiva de los cuerpos de seguridad y de emergencia de la Generalitat donde aplicamos una reserva de plazas. Al ritmo actual y sin estas medidas la paridad no se produciría hasta el año 2067 en Mossos, hasta el 2101 en Agents Rurals y hasta el 2144 en Bombers... Creo que en todas las elecciones habría que ir a listas cremallera y deberíamos afinar más: una alternacia estricta de principio a fin de la lista entre mujres y hombres, pero también en el conjunto de listas presentadas. Es decir, si hablamos de elecciones al Parlament que tienen cuatro circunscripciones, una por cada provincia; que estén dos encabezadas por hombre y dos por mujeres. En el ámbito municipal un partido que se presenta a tantos municipios también; mitad y mitad, porque sino la primera posición tiene tendencia a estar reservada a los hombres

Habrá quien diga que estas mujeres están allí porque son mujeres y no por sus méritos

Ya, pero es que cuando hay un 80% de hombres y un 20% de mujeres te hace dudar de si ese 80% tiene derecho por méritos o ha tenido muchas más facilidades por ser hombre.

¿Cree que a las mujeres nos falta atrevimiento para ponernos en cabeza? Tanto en política como en otros ámbitos

Haciendo investigación sobre la configuración de las listas municipales cuando entrevistaba a mujeres de los partidos que buscaban a otras mujeres para ir a las listas su respuesta era con frecuencia: ‘¿crees que estoy preparada?’ o ‘déjame hablarlo con mi familia’. Y en el caso de los hombres la respuesta muchas veces era: ‘¿en qué número de la lista voy?’. Esto nos muestra cómo la sociedad nos está educando, con más o menos confianza.

Comentarios
Multimedia Diari