Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Más de Naltros

‘Alquilamos una furgoneta para la temporada de conciertos’

Doctor Prats actuará este viernes a las 22.30 en Lo Submarino de Reus. Hablamos con su ideólogo, Marc Riera

Javier Díaz

Whatsapp
El grupo de Terrassa Doctor Prats

El grupo de Terrassa Doctor Prats

Marc Riera estaba huérfano de banda y decidió juntar a seis amigos para tocar sin más pretensión que exponer sus canciones en internet. La cosa se fue animando y de las canciones en Youtube pasaron a un disco entero. Las compañías de management, siempre al acecho de  nuevos talentos les echaron la red, y les sacaron de su realidad virtual para lanzarles de gira. En tres años, Doctor Prats ya ha publicado dos discos de fusión y ha dado más de 130 conciertos. En los pasados premios Enderrock se llevó el galardón a mejor canción de pop rock por 'Ara'.

- Doctor Prats surgió como un grupo virtual. ¿Qué es eso exactamente?
- La idea inicial era formar un proyecto con amigos de la infancia, pero cada uno estaba en un punto vital y geográfico distinto. El bajista, Miki, estaba de gira por Estados Unidos y el trompetista, Ramon, estaba en Suecia tocando con una orquesta, por lo que era inviable juntarnos para hacer conciertos. Entonces decidimos grabar vídeos y colgarlos de manera virtual en Youtube. 

- ¿Cómo se las apañaban para ensayar?
- Tengo un ordenador portátil e iba grabando en casa de uno y de otro. Fue un periodo largo porque empezamos a grabar, luego lo dejamos... Cuando tuvimos listo el disco decidimos sacarlo en internet. Lo colgamos y  a las 48 horas recibimos ofertas  para tocar en directo. 

- ¿Y qué respondieron?
- Al principio dijimos que no teníamos pensado salir en directo. Pero empezamos a hablar entre nosotros y vimos que se nos presentaba una gira muy buena. En realidad, lo que queríamos era salir de fiesta y volver a esa nostalgia de hacía seis o siete años, así que nos animamos. Nuestro primer concierto fue en Terrassa e hicimos una primera gira de nada menos que cincuenta conciertos.

- Un inicio fulgurante.
- Las empresas de management nos ofrecieron este regalo tan suculento y teníamos muchas ganas de tocar juntos. Yo conocía a gran parte del grupo y era  como un sueño poder reunir a toda esta gente. Cada uno es un maestro con su instrumento y juntarlos era como una explosión superfresca de entender la música.

- ¿Se compraron una furgoneta para salir de gira?
- Al principios íbamos en coches, pero era un poco raro porque teníamos que quedar todos en un sitio y después para aparcar era fatal. Ahora no tenemos furgoneta propia, pero alquilamos una en modo renting. Nos sale bastante bien para la temporada de conciertos.

- En tres años han sacado dos discos. Son muy prolíficos.
- El primero, Patates amb peix (2015), era más de laboratorio, de cosas en el cajón de sastre y cosas nuevas que iban saliendo. El segundo, Aham Sigah (2016), es una especie de explosión, nunca habíamos tocado juntos y cuando hicimos la primera gira encontramos una magia, una manera de explicar la música, y teníamos ganas de sacar inmediatamente un disco con esta nueva propuesta.

- ¿Qué parte de culpa de su éxito tienen las redes sociales?
- Las redes sociales, la televisión y la radio no forman parte del éxito, sino que ayudan a que todo el mundo escuche una idea, una propuesta, en esta caso nuestras canciones. El éxito se cosecha con mucho tiempo, muchos directos, con los discos... Es un proceso más progresivo de lo que parece.
- ¿Qué pensaron cuando Enderrock les nominó en las categorías de mejor artista y mejor disco?
- Son los premios populares que decide la gente y tener su apoyo en tan poco tiempo es brutal. 

- Se llevaron el galardón a mejor canción de pop rock, que no está mal.
- Tal y como está la música en catalán hoy en día, con tantas y tan buenas propuestas, me parece increíble estar ahí. El panorama catalán es brutal ahora mismo y formar parte de él es una presión y un orgullo. 

Temas

Comentarios

Lea También