Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Cala Crancs: la playa más familiar

La accesibilidad y la facilidad para encontrar aparcamiento son algunos de los alicientes que hace grande a esta ‘calita’ de  Salou con pasado pirata

Álex Faura Gómez

Whatsapp
dv crans 1.jpg

dv crans 1.jpg

Cala Crancs es una de las playas más atractivas que tiene el núcleo urbano de Salou. Su entorno especial rodeado de vegetación y naturaleza la hacen bien distinta a las otras playas.

Está catalogada como la playa más oriental de todas las que forman el litoral salouense, situada en el extremo más lejano del casco urbano. Cala Crancs está rodeada por ambos lados de masas rocosas pobladas de vegetación.

Destaca por su arena fina que se endurece a medida que se adentra en el agua. La entrada en el mar presenta un suave desnivel, factor que provoca que sus aguas sean tranquilas y perfectas para poder bañarse.

Pese a sus pequeñas dimensiones: 89 metros de longitud y un total de 2.934 metros  cuadrados, Cala Crancs es una cala bastante completa, donde dispone de un chiringuito con terraza que tiene mesas y sillas para tomarte algo y la  posibilidad de alquilar  hamacas y sombrillas para disfrutar de más comodidad.

Una de las principales virtudes de esta cala es la posibilidad de aparcar fácilmente y a coste cero. Aunque no cuenta con acceso para personas con movilidad reducida, el acceso general a la playa es bueno, ya que tiene unas escaleras que te permiten acceder en unos segundos desde lo más alto del cabo a la arena y así, poder llevar con comodidad sillas,  sombrillas y todo tipo de complemento veraniego que nos acompaña a todos durante el verano.
 
Esta cala es ideal para el ámbito familiar, ya que permite tener controlado en todo momento a los más pequeños ya sea fuera o dentro del agua.

Por lo que hace a la certificación de la playa, no tiene la bandera azul, pero sí tiene el certificado ISO y señalización de banderas.

Un atractivo es que está aislada de todos los establecimientos turísticos, y es una playa ideal para la práctica del snorkel, que consiste en  la práctica de buceo a ras de agua, la persona va equipada con una máscara de buceo, un tubo llamado esnórquel  y  normalmente  aletas. Esta actividad la puede realizar cualquiera ya que la profundidad no es muy grande y te permite ver los peces que rodean la orilla.

Se podría decir que Cala Crancs es una de las pocas playas de Salou donde la presencia de turistas es prácticamente nula y los visitantes a la playa salouense son de nacionalidad española. Desde tarraconenses, hasta maños, vascos y navarros.

La parte arquitectónica también es destacable en esta cala, los tres triángulos, construidos por Antoni Bonet en el 1961. El proyecto tenía la finalidad de hacer un camino de acceso a la playa. El de más arriba, el primer triángulo, es el Snack Bar, actualmente el Centro Cívico de Cap Salou, el segundo triángulo es una plaza con porche para que los vecinos de la zona podrían celebrar diversas actividades, y el tercer triángulo, es otro porche que sirve de mirador, construido justo encima de los vestuarios.

Cada una de estas tres piezas es un triángulo de hormigón armado que siguen el mismo criterio competitivo que la Casa Rubio, pero con un eso totalmente diferente.

Servicios
Socorrismo
Lavabos
Papeleras
Un chiringuito
Línea de bus cercana a la playa
Tumbonas 
Sombrillas
Accesibilidad buena
Aparcamiento gratis

El socorrista vigila que no pase nada en la playa

Cala Crancs, una playa que tiene su historia

Cada playa tiene su época histórica, y Cala Crancs no se queda atrás. Empezando por su nombre, esta cala se llama así porque antiguamente habían muchos cangrejos, pero lo más sorprendente es que a día de hoy, siguen habiendo mucha variedad de cangrejos y así hace honor a su nombre. Esta cala durante el siglo XVI era un lugar especial e importante para los piratas, todos estos grupos, llamados corsarios, actuaban bajo las órdenes de un rey y después, se repartían todo el botín que habían logrado durante la Guerra de la Hegemonía del mediterráneo que tenía como protagonistas a l imperio romano y a los cristianos.


Entre los años 1500 y 1530, Cala Crancs era utilizada como un refugio para los tormentas que tenían lugar por la noche y por la mañana, salían por sorpresa y robaban alimentos.

El principal factor que hacía especial a Cala Crancs era que desde Tarragona y alrededores no se podía ver, ya que estaba muy escondida y era como una especie de zulo donde las tropas reptaban a personas y las tenían retenidas hasta que los familiares de los secuestrados no iban a pagar el rescate.

Temas

Comentarios

Lea También