Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

¿Cómo se diseña un showcar?

El equipo de Diseño de SEAT nos revela las fases que se llevan a cabo para crear el showcar 20V20.
Whatsapp
Barcelona La luz del mediterráneo, fuentes de inspiración para diseñar este modelo único en el mundo que desvela las líneas de futuro de la compañía.

Barcelona La luz del mediterráneo, fuentes de inspiración para diseñar este modelo único en el mundo que desvela las líneas de futuro de la compañía.

“Como una flecha”. Así sintetiza el director de Diseño de SEAT, Alejandro Mesonero-Romanos, la sensación de velocidad y dinamismo que ha querido transmitir a la hora de crear el showcar 20V20. Sentado en una terraza junto a la orilla del mar Mediterráneo, con una libreta y lápiz en mano, dibuja los primeros trazos. Así vivimos de primera mano cómo nace una idea, el concepto de lo que será uno de los concept cars más esperados, el que desvelará las líneas del futuro de la compañía.

Nos adentramos en las intensas jornadas en las que se desarrolla este modelo y nos damos cuenta de que se trata de una auténtica colmena: un enjambre de profesionales, cada uno con su especialidad, para confeccionar con sumo cuidado y de forma muy artesanal una obra de arte, la máxima expresión del diseño de un coche.

Alrededor de 15 personas trabajan durante cinco meses dedicadas casi exclusivamente a “crear un coche desde cero”, explica Ángel Lahoz, ingeniero responsable del showcar 20V20, que destaca que una de las particularidades más relevantes de un coche de estas características es que todas sus piezas son “únicas” y se trabaja de forma muy artesanal.

Día tras día, Mesonero-Romanos no pierde detalle, supervisando cada una de las partes. Mirando el frontal, las líneas laterales y los pilotos traseros, tan distintivos con su forma triangular, el artífice de este prototipo considera que tiene “una apariencia limpia, pero evoca una gran potencia”. La tensión es otro elemento que han empleado los diseñadores, y el director de Diseño de SEAT lo explica utilizando un símil deportivo: “Hemos querido plasmar la tensión de un atleta que aguarda la salida. Un momento de máxima tensión, física y mental”.

Barcelona, es “nuestro hogar y nuestra inspiración”, añade Mesonero-Romanos. De hecho, el Centro de Diseño de SEAT, en Martorell, es el epicentro de este trabajo de diseño, pero también lo son algunas localizaciones de la ciudad condal, muy especialmente las que tienen el mar Mediterráneo como fondo. Hasta allí se desplazan en ocasiones algunos diseñadores, como los del equipo de Color&Trim, que se ocupan de crear el color y los acabados de los modelos.

La luz de Barcelona es una gran inspiración para el diseño de la compañía y, concretamente, a la hora de definir los colores. “El dinamismo de nuestra ciudad se refleja en nuestro estado de ánimo”, asegura el responsable de Color&Trim de SEAT, Jordi Font. Para el “Ultra Orange” del 20V20, se ha diseñado una pintura con unos pigmentos innovadores para lograr un naranja que refleja “el momento especial de la luz del sol sobre el Mar Mediterráneo cuando amanece”, añade Font.

Hasta 96 formulaciones diferentes se han llegado a realizar para escoger el color exterior, que es lo que acaba definiendo el cáracter del coche, y que luego lleva a definir los colores y acabados interiores. En su conjunto, se ha buscado que todo tenga “armonía” de los tonos y acabados interiores.

Por su parte, el responsable de Diseño Interior de SEAT, Jaume Sala, afirma que todo el interior del vehículo ha sido creado con el objetivo de tener un único espacio, sin división de elementos, “como si fuera una casa tipo loft con grandes espacios abiertos, sin perder el carácter y la orientación al conductor al transmitir el placer de conducir”. A este espacio generoso se le suma el uso de “materiales innovadores de primera calidad, la pasión por el detalle en cada pieza y las tecnologías de comunicación e interacción más actuales”, añade.

“Lo más bonito de este trabajo es que sigues el proceso de creación del coche de forma muy cercana, cuidando cada detalle”, resalta Lahoz. “Primero lo ves en papel, luego de forma virtual, y finalmente cuando se convierte en realidad es el momento de mayor satisfacción”, concluye. Lo cierto es que asombra descubrir entre bambalinas cómo ese primer boceto diseñado junto al mar se convierte en un showcar, un modelo único en el mundo.

Temas

  • MOTOR

Comentarios

Lea También