Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Más de Naltros

El sabor de las vacaciones

El consumo fuera del hogar en época estival se incrementa un 58%. El picoteo informal se ha convertido en una actividad protagonista del verano. Los calamares, el jamón y las gambas son las propuestas gastronómicas más populares, y la cerveza es la bebida estrella
Whatsapp
Los montaditos recién hechos del Lekeitio son una propuesta gastronómica que está en auge y que llama la atención desde la barra. Foto: Alfredo González

Los montaditos recién hechos del Lekeitio son una propuesta gastronómica que está en auge y que llama la atención desde la barra. Foto: Alfredo González

Al aperitivo, a la hora del vermut o bien por la tarde, las tapas son uno de los imprescindibles del verano. Su origen sigue sin precisarse. A pesar de eso, se sustentan varias teorías. Hay quienes aseguran que surgieron a raíz de una anécdota protagonizada por el rey Alfonso XIII en Cádiz. El monarca pidió una copa de vino de Jerez sin darse cuenta de que un remolino de viento se coló en el local amenazando con llenar de arena el catavinos real. Para evitarlo, un camarero se precipitó a cubrirlo con una loncha de jamón. Cuando el rey, que no se había percatado de la osadía, fue a dar un sorbo preguntó: «¿Qué es esto?». El hombre que le sirvió contestó: «Le he puesto una tapa para que no entre arena en la copa».

Para otros, lo que se pretendía con estos aperitivos era tapar el hueco que deja el vino al entrar en el estómago. Sea como sea, parece ser que su aparición está relacionada con esta bebida. Y es que, si las tapas nacieron como un humilde acompañamiento del vino, se convirtieron, con el paso del tiempo, en una forma económica de comer fuera de casa. Sea como antesala a una de las comidas o como sustituto de las mismas, hoy en día el hecho de ir de tapas se ha transformado en un acto social y se ha consolidado como una actividad protagonista del verano.

Tanto es así que el consumo fuera del hogar se incrementa un 58% en época estival. Pasear, ir a la playa o al cine, asistir a conciertos, hacer deporte o salir de fiesta son algunas de las actividades que pueden practicarse en verano en compañía de los más allegados, sin olvidarnos del tapeo y de las raciones. Los días de descanso vacacional unidos a la popularidad de las terrazas así como al mayor número de horas de luz propias del verano, son las principales razones por las que se incrementa el tiempo de los que disfrutan del ocio fuera de su hogar. Salir a tomar algo para muchos resulta ser una buena opción para el regocijo.

 

El Lekeitio, un mar de tapas

Para dar rienda suelta al picoteo informal la Costa Daurada es el lugar perfecto del que se puede destacar la gastronomía y las tradiciones, como son el gusto por las tapas. Cambrils, recientemente visto en el programa Cocineros al volante de TVE, tiene una gran y atractiva oferta culinaria. Respirando el aire fresco del mar Mediterrani, enfrente de la Parròquia de Sant Pere del municipio se encuentra uno de esas tabernas donde las tapas se venden de calle. Lekeitio, que cuenta con la fusión de la cocina vasca y de la marinera de Cambrils, tiene una amplia carta de tapas y de raciones. Calamares, chipirones, gambas, jamón ibérico son algunas de sus propuestas. No obstante, Ismael Requena, su director, asegura que la barra de montaditos está en auge: «Es más divertido a la hora de pedir». En este sentido, confiesa que ofrecen una gran variedad: montaditos de berenjena con miel, mini hamburguesas, de chistorra, entre otras opciones más. «En Catalunya se está aprovechando muy bien el tema de tapas, es una cosa muy informal y económica. Además, a los extranjeros les encanta probar de todo porque es muy atractivo», afirma.

Lekeitio tiene cien variedades de pinchos diferentes. Requena asegura que entran por la vista y que para acompañar, el vino y la cerveza son los productos estrella. Para ello cuentan con 40 referencias de vinos para copas. Así, disfrutar de este pequeño placer no es caro. Por 1,50 euros todo aquel que quiera puede deleitarse con una tapa acompañada de su refresco.

A los que les gusta saltar de bar en bar pueden encontrar su oportunidad con la ruta de las tapas. En Cambrils, todos los amantes de la gastronomía podrán despedir el verano haciendo una excursión por la cuarentena de bares que participarán del 18 al 29 de septiembre en la tercera edición de la ruta. A ésta se le suma la ya celebrada a principios de temporada estival, en el mes de junio. En el Lekeitio intentan siempre sorprender en estas jornadas: «Tienes que darle un valor añadido. Hacer tapas que sobre todo tengan calidad, que sean vistosas y que sirvan para dar a conocer el local».

Recorrer en procesión los mejores locales es ya una actividad más que añadir en la agenda. En Miami Platja, un total de 17 bares y restaurantes ofrecieron en la tercera edición de la ruta, celebrada en mayo, una degustación con una consumición. Rabas, gambas, pulpo al vino, brochetas de pollo eran algunos de los ingredientes, el conjunto en sí era un secreto que cada catador se llevaba al paladar. El presidente de la asociación de hostelería de Miami Platja, Dositeo Fernández, asegura que estas propuestas gastronómicas se viven con mucha intensidad: «La gente disfruta, entra en nuevos locales y da a conocer el municipio». La Costa Daurada tiene esa suerte de contar con gente de infinitos lugares que pueden aportar su granito de arena en la gastronomía. Así, Fernández confiesa que gallegos, vascos, andaluces y catalanes son los que más se animan a dar a conocer los platos típicos de sus territorios.

 

Las raciones más demandadas

Sobre un tema similar trata el estudio de la Cervecería La Sureña que ha analizado el consumo de más de cinco mil clientes de todo el país en sus más de cien restaurantes para dar con las raciones más populares. De este análisis, la muestra catalana da como resultado los calamares fritos, las patatas bravas y las croquetas, seguidas por el pulpo a la gallega y las gambas. Todas las Comunidades coinciden en que el jamón, las gambas y los calamares son de las más vendidas. Para acompañarlas, de forma parecida a lo que sucede con las tapas, la cerveza en su punto exacto de frío y el tinto de verano, son las combinaciones estrella. De hecho, el consumo de tinto de verano se incrementa un 36% de media en época estival y el consumo de cerveza se da más durante las horas de la cena que durante la comida.

Entre la amplia variedad de raciones destacan las típicas de la gastronomía del sur que se vincula de manera directa a las vacaciones, a la playa y al sol. Por ello, los catalanes buscan transportarse allí a través de su oferta culinaria y salir, así, de su rutina. Se trata, además, de una gastronomía muy popular, que todo el mundo conoce, ha probado e incluso tiene incorporada en la cocina de su hogar.

Temas

  • DVerano

Comentarios

Lea También