Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Más de Naltros

Fin de año fuera de casa

Nochevieja es para disfrutar sin cocinar. Los restaurantes abren sus puertas a familias y amigos para despedir el 2016 disfrutando de una buena cena

Silvia Fornós

Whatsapp
Imagen de uno de los platos que cocina La Goleta. fotos: a. mariné

Imagen de uno de los platos que cocina La Goleta. fotos: a. mariné

Todo reservado. En Nochevieja nos apetece muy poco cocinar. Preferimos que nos preparen la cena. Los restaurantes Cook&Travel y La Goleta, ambos en Salou, y el Hotel-Hostal Sport de Falset son algunos de los establecimientos de la provincia que cocinan para nosotros la última noche del año. Lo hacen pensando en todos nuestros gustos. El 31 de diciembre engalanan sus cocinas y comedores.

Los menús mantienen la esencia de la comida tradicional y el sabor de la cocina de toda la vida. La mayoría de comensales repiten cada año complacidos por la gastronomía de proximidad y calidad.

«Desde principios de diciembre ya lo tenemos todo reservado. Incluso hay gente que venía cada año que se ha quedado sin mesa», afirma Emilio Vicente, propietario del restaurante La Goleta de Salou. Cuenta que «la gente se apresura cada vez más a realizar la reserva».

Alrededor de 90 comensales han escogido el restaurante para cenar la última noche del año. Lascas de bacalao en maridaje, con aceite de tomate y pistachos; gamba roja de Tarragona o filete de lenguado con culís de pimiento rojo y marisco son algunos de los platos que cocinarán esta Nochevieja.

El primer día de 2017 el menú será muy parecido. «Trabajamos con producto de lonja y ello hace que dependamos de lo que se pesque. En todo caso será un formato similar, un pica-pica de primer plato y un segundo plato, que en este caso, será a escoger entre carne o pescado», detalla Emilio Vicente.

Sí o sí, fuera de casa

«En fin de año la gente siempre sale de casa. Las casas de hoy en día no tienen espacio suficiente, la gente trabaja y cada vez tiene menos ganas y tiempo para cocinar», detalla Josep Moreno, chef del restaurante Cook&Travel de Salou.

El establecimiento sorprenderá a sus comensales con un surtido de aperitivos para dar la vuelta al mundo de la mano del Sashimi de atún con aliño japonés de soja y miso y el taco de mole poblano entre otros; cigala ligeramente ahumada sobre arroz de plancton y crema de coliflor, y solomillo de ternera con tartar de verduritas infiltradas con especies y salsa de arándanos.

«A la gente le gusta poder celebrar el Fin de Año sin tener que pasarse horas cocinando para todos los invitados», destaca Josep Moreno.

Año nuevo, entre viñedos

El Hotel-Hostal Sport de Falset tendrá la noche del 31 de diciembre un centenar de comensales. Una cifra que se repetirá también el 1 de enero de 2017.

El primer día del año las cocinas de los restaurantes funcionan a pleno rendimiento. «Es una tradición familiar salir a comer fuera el primer día del año, sobre todo si las familias han celebrado el Fin de Año en casa», detalla la gerente del Hotel-Hostal Sport de Falset, Marta Domènech. Si se quedan a dormir, también son recompensados. «Además obsequiamos a los huéspedes con productos del territorio y de proximidad, como el aceite DOP Siurana o los vinos de la DOQ Priorat y la DO Montsant», detalla Marta Domènech.

En Fin de Año no solo se cena fuera de casa, sino que también se duerme. Después de dar la bienvenida al 2017, el Hotel-Hostal Sport de Falset brinda a los huéspedes la oportunidad de conocer el Priorat. Diferentes bodegas abren sus puertas para dar la bienvenida al año nuevo entre viñedos.

Temas

  • NALTROS

Comentarios

Lea También