Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Las niñas se creen menos brillantes desde los seis años

Un estudio encuentra que los estereotipos de género comienzan en la más tierna infancia

Agencias

Whatsapp
Las niñas tienen peor opinión de sí mismas.  Foto: Frepick

Las niñas tienen peor opinión de sí mismas. Foto: Frepick

Los estereotipos ligados al género comienzan en la más tierna infancia, según un estudio que muestra que desde los seis años las niñas se consideran menos «brillantes» que los niños de su misma edad. Son los resultados de una investigación de las universidades de Nueva York, Illinois y Princeton publicada esta semana en la revista Science, en la que se ha estudiado a 400 niños y niñas de entre cinco y siete años.

Una de las pruebas consistía en narrar a los pequeños una historia sobre una persona «muy inteligente», sin precisar si se trataba de un hombre o de una mujer. A los cinco años, niños y niñas atribuyeron igualmente su propio sexo al protagonista de la historia de entre cuatro opciones –dos hombres y dos mujeres– que les dieron a elegir-. Sin embargo, eran mucho menos numerosas las niñas de seis y siete años –apenas dos años de diferencia– que creían que este personaje «inteligente» era una niña que lo que hacían los niños de su misma edad.

En otra prueba, se les pidió que eligieran qué adulto en una serie de pares de diferentes géneros era «muy, muy inteligente». Si bien los resultados mostraron que tanto los niños como las niñas de cinco años veían a su género de manera positiva, las niñas de seis y siete años eran mucho menos propensas a asociar la brillantez con su propio género. Estas diferencias fueron muy similares entre participantes de contextos socioeconómicos y étnicos diversos.

Sin embargo, los investigadores pidieron también a los niños que adivinaran, entre dos pares de chicos y chicas, quién había sacado mejores notas en la escuela. En este caso, todas las niñas de cinco a siete años determinaron que eran las chicas las que probablemente tenían las mejores calificaciones, lo cual sugiere que distinguen entre el hecho de ser «brillante» y el rendimiento escolar, que es fruto del trabajo y el esfuerzo diario.

Para Lin Bian, de la Universidad de Illinois, una de las investigadoras que ha conducido estos trabajos, estos resultados pueden ser importantes para determinar cómo los estereotipos ligados al género se desarrollan y pueden afectar a las mujeres en la elección de su carrera profesional.

Temas

  • NALTROS

Lea También