Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Los suplementos, en la cumbre de la nueva pirámide alimentaria

Por primera vez la guía incluye en una bandera hierro, ácido fólico o la vitamina D, aunque siempre con asesoramiento profesional

Agencias

Whatsapp
Los suplementos, en la cumbre de la nueva pirámide alimentaria

Los suplementos, en la cumbre de la nueva pirámide alimentaria

La Sociedad Española de Nutrición Comunitaria (SENC) ha presentado esta semana las nuevas Guías Alimentarias cuya pirámide de alimentación saludable incluye por primera vez los suplementos nutricionales. La opción debe ser analizada de forma individual por parte de los profesionales de la salud con formación específica en nutrición.

Atención a la vitamina D

Dentro de los suplementos nutricionales, la SENC pone especial atención en la vitamina D, cuyos suplementos pueden ser muy necesarios para recién nacidos, niños o ancianos si no están tomando alimentos fortificados, o no toman el sol habitualmente. El principal problema en el déficit de vitamina D es que se encuentra en muy pocos alimentos y en los que está presente son potencialmente grasos. Por ello, para tener un buen aporte es necesario un mínimo de 20 minutos de solar en jóvenes y de 30 a 40 en adultos. Este es un punto importante debido a que la vitamina D incide en la salud ósea y en las enfermedades cognitivas o degenerativas.

Actividad física de ‘base’

La nueva pirámide incluye, como novedad, en la base la realización de actividad física diaria de 60 minutos, tener un correcto equilibrio emocional, realizar un balance energético, llevar a cabo técnicas culinarias saludables, y beber de cuatro a 6 vasos de agua diarios para mantener de esta forma un estilo de vida saludable.

En el segundo nivel se incluyen alimentos y grupos de alimentos que se recomiendan consumir a diario, en cantidades y proporciones variables como son los cereales de grano entero y sus derivados integrales. Las frutas en general y de temporada en particular, incluyendo tres o más raciones o piezas de frutas variadas al día. También la ingesta de verduras y hortalizas.

La SENC ha querido hacer especial hincapié en el consumo de aceite de oliva virgen extra de extracción en frío, siendo un aceite del año siguiente a su recolección. De igual forma son también alimentos de consumo diario las carnes magras, aves, pescados, huevos, legumbres y frutos secos, destacando las nueces. También semillas así como, leche y productos lácteos.

Como tercer nivel y con un consumo opcional, ocasional y moderado están incluidas las carnes rojas y procesadas, los embutidos, las grasas untables como son los patés, el azúcar y los productos azucarados, la sal y los snacks salados, la bollería, pastelería, productos azucarados, chucherías y helados. Incluye también las bebidas alcohólicas fermentadas y los suplementos.

Pirámide de hidratación

Dentro de la pirámide de hidratación saludable, clave en el estado nutricional, la SENC se refiere a la inclusión de los zumos o bebidas con azúcares añadidos en la parte superior del gráfico, para las que se recomienda un consumo ocasional. Como base de esta hidratación se encuentra el agua, en segundo lugar el consumo de té, café sin azúcar, agua con gas, gaseosas y refrescos sin azúcar. En tercer lugar se sitúan bebidas como el gazpacho, caldos, la leche o los zumos. Y en cuarto y último, y como consumo ocasional, las bebidas con azúcares o los zumos comerciales.

Temas

  • NALTROS

Lea También