Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Más de Naltros

Manzanas para prevenir el cáncer

El lunes 5 de febrero la delegación de Tarragona de la AECC repartirá la fruta para promocionar una alimentación saludable.

Sílvia Fornós

Whatsapp
Seguir una dieta rica en frutas y verduras es uno de los hábitos saludables para combatir el cáncer. FOTO: dt

Seguir una dieta rica en frutas y verduras es uno de los hábitos saludables para combatir el cáncer. FOTO: dt

Con motivo del Día Mundial del Cáncer, la delegación de Tarragona de la Asociación Española Contra el Cáncer (AECC) repartirá el próximo lunes, 5 de febrero de 10 a 13 horas delante de la sede (ubicada en el número 29 de la Avenida Ramón y Cajal) manzanas ‘Livinda’ para concienciar sobre la importancia de prevenir la enfermedad siguiendo unos hábitos de vida saludables. «Las manzanas que entregaremos nos las ha facilitado la empresa Nufri de Lleida», explica Marilyn Rivera, coordinadora de la Junta Provincial de Tarragona de la AECC. 

La labor de la delegación se centra en, según palabras de Marilyn, «cubrir las necesidades de los enfermos y de los familiares, ofreciendo apoyo psicológico, atención social y orientación sanitaria». El año pasado, en la provincia un total de 218 personas recibieron atención social, lo que incluye servicios de intervención social, familiar, orientación laboral, etc. Charlas de prevención y contribuir a la investigación de la enfermedad también centran la actividad de la Asociación Española Contra el Cáncer. «Somos la ONG privada que más dinero aporta a la investigación del cáncer a través de la Fundación Científica de la AECC», asegura la coordinadora de la Junta Provincial de Tarragona.

Alimentación saludable
Los expertos insisten en la importancia de seguir unos hábitos de vida saludables. No fumar, seguir una dieta rica en frutas y verduras, no beber alcohol y hacer ejercicio reducen en un 37% el riesgo de padecer cáncer de colon; el de mama en un 26% y el gástrico hasta en un 51%, según diferentes estudios médicos. La nutricionista y profesora de los Estudis de Ciències de la Salut de la UOC Laura Esquius recuerda que «el cáncer es una patología multifactorial que se acaba desarrollando a lo largo del tiempo. Esto significa que depende de varios factores, ya sean genéticos, ambientales, de estilo de vida… y por lo tanto también de la alimentación». La misma señala que «modificar el estilo de vida es algo muy difícil y hacer este cambio de golpe es mucho más complicado. La infancia es una edad clave para adquirir buenos hábitos alimentarios y de salud para toda la vida», concluye la experta.

Temas

Comentarios

Lea También