Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Más de Naltros

Quienes no conocen límite

La crónica | La cena de Navidad del Rotary Club de Reus fue un encuentro de sus proyectos solidarios

Pablo Latorre

Whatsapp
El Círcol de Reus volvió a acoger este encuentro anual que el Club organiza para celebrar estas fechas. A. GONZÁLEZ A. GONZÁLEZ

El Círcol de Reus volvió a acoger este encuentro anual que el Club organiza para celebrar estas fechas. A. GONZÁLEZ A. GONZÁLEZ

Solo superamos los problemas cuando nos llena esa sensación única que nos hace creer que nada es imposible. Es la actitud la que nos ayuda a lograr nuestras metas, aunque sean tan locas como la erradicación de la polio en todo el mundo. Pero lo mejor, es que es real.

El Rotary Club de Reus y su presidente, Tomás Miguel Jornet, tienen ese objetivo y cada día trabaja por conseguirlo. Incluso su tradicional cena de Navidad ha apoyado esta causa. A través de la venta de Muscàndia, el vino que los rotarios han elegido este año en el XIII Concurso de cava de la Solidaritat, pueden financiar 9 vacunas por cada botella que no se sirvió.

Sin embargo, las paredes regias del Círcol reusense no fueron testigos solo de esta iniciativa. La noche del sábado se dieron cita representantes de varios de los proyectos que los rotarios del Baix Camp han impulsado con toda su actitud. De blanco y violín en mano, la prodigio de la música de Vila-seca, Jennifer Panebianco, deleitó a los más de 40 presentes con un repertorio de clásicos como El cant dels ocells. La niña, de solo 11 años, estudia en el Conservatori Josep Carreres gracias al club. También estaban presentes la presidenta de la Asociación Española Contra el Cáncer en Tarragona, Ana Vilallonga, y representantes de la Asociación de Familiares del Alzheimer Costa Dorada. Y es que parte del cubierto sería destinado a ambas entidades.

Fue una cena de hermandad, en la que se encontraron socios del club de Reus, como Santi Pàmies y el fundador Antoni Pont, con representantes de otros clubs de Catalunya, como Mercé Martorell y Virginia Morcillo del Tarraco August, la tesorera del club de Barcelona Ingrid Steinhoff, y miembros de la junta del de Cambrils. Como si fuera una familia, porque lo son, se reunieron un año más como manda la tradición en estas fechas. Lo que a ellos les une es su actitud en la vida. Una fuerza sobrehumana que les hace llegar donde otra institución, público o privada, es incapaz.

Temas

  • NALTROS

Comentarios

Lea También