Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Sexo, mentiras y un padre hundido

'El bon pare' retrata a un exitoso alcalde de provincias cuya vida se desmonta con la visita de su hija

Javier Díaz Plaza

Whatsapp
Foto: Vania Produccions

Foto: Vania Produccions

Una hija descarada que ha grabado un vídeo porno. Un padre imperfecto que vive engañado. Una madre despreocupada que hace ver que no sabe nada, pero lo sabe todo. Y un novio divertido que es la pesadilla del padre. La vida de Roger Denís, el alcalde de una pequeña ciudad de provincias, se desmonta de la manera más insospechada de la noche a la mañana.

Cuando las cosas no le podían ir mejor en la política, la vuelta a casa de su hija adolescente para pasar una semana de vacaciones hace que se dé cuenta de que quizá no es tan buen padre como piensa. Todo empieza a torcerse y las verdades salen a la luz. Ypara colmo, entra en escena una ex con ganas de echar más leña al fuego para dejar a un hombre tocado y hundido.

Roger, interpretado por Lluís Soler (Secrets de família, Laberint d’ombres o El cor de la ciutat) es el protagonista de El bon pare, una tragicomedia sobre la figura masculina y la paternidad. Como un héroe de tragedia griega castigado por los dioses, descubre que ha vivido al margen de los hechos más relevantes que han afectado a su familia.

Comprende que «vivía en la caberna de Platón y sólo veía sombras» y que «las partes más importantes de su vida pasaban sin que él se enterara», explica el autor del texto, David Plana –el creador de la serie de televisión La Riera–. Esta frustación se refleja incluso en el cartel de la función, en el que Soler aparece bocabajo.

La obra retrata a una generación de padres que creía que una educación moderna, tolerante y abierta era la solución a todos los males y que luego se topó con que la relación padres-hijos era tan complicada y misteriosa como siempre. El desasosiego delirante que vive el protagonista demuestra que hay cosas que un padre no debería saber nunca sobre su hija.

«Es un hombre que lo ha hecho todo perfecto con su hija en los parámetros de la educación moderna. Aparentemente, todo ha ido bien, pero a lo largo de la historia acabaremos descubriendo que no ha sido así».

La renuncia a los propios ideales y la necesidad humana de crear un relato vital coherente para encontrar un sentido a la existencia son otros de los temas trascendetales que aparecen a lo largo de la hora y media que dura.

El reparto de El bon pare, que llegará este domingo al Teatre Tarragona, lo completan Teresa Vallicrosa, Georgina Latre y Jaume Madaula.

Temas

  • NALTROS

Lea También