Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Fin de año: el plazo límite que se dan los socialistas

La investidura podría celebrarse la semana del 16 de diciembre si la negociación avanza a buen ritmo para evitar llegar a Navidad

NURIA VEGA

Whatsapp
Pedro Sánchez y Pablo Iglesias pactaron el martes. FOTO: EFE

Pedro Sánchez y Pablo Iglesias pactaron el martes. FOTO: EFE

Apenas hay tiempos tasados para resolver la investidura del próximo presidente, pero en los planes del PSOE figura que la votación se celebre en el Congreso la «segunda quincena» de diciembre y que el Gobierno esté constituido antes de que concluya el año. No es un cálculo aproximado, sino un compromiso de campaña de Pedro Sánchez que los socialistas pusieron negro sobre blanco en su documento para «vencer el bloqueo». En todo caso, si las negociaciones avanzan a buen ritmo, podría ser factible elegir al jefe del Ejecutivo la semana del 16 del mes que viene y llegar a las fiestas navideñas con los deberes hechos.

La única fecha que sirve de referencia es la de constitución de las Cortes. En el decreto de convocatoria de las elecciones se establece que las Cámaras volverán a reunirse el 3 de diciembre. Y a partir del día 4, el Rey, con el listado de partidos que han obtenido representación parlamentaria sobre la mesa, podrá iniciar la ronda de consultas para proponer candidato a la investidura.

Mientras tanto, en el Congreso, las fuerzas políticas tendrán cinco días hábiles para constituir los grupos parlamentarios; un plazo que, en todo caso, la Mesa podría recortar. Eso significa que, como máximo, teniendo en cuenta los festivos del 6 de diciembre y del 9 –en algunas comunidades se ha pasado el Día de la Inmaculada al lunes–, la distribución deberá quedar cerrada el jueves 12.

Ambas circunstancias, la ronda y la formación de los grupos, son requisitos necesarios para la celebración de la investidura. Así que una vez cumplidos los trámites, la semana del 16 de diciembre se podría convocar el pleno. Si los tiempos se aceleran, incluso a partir del 9 habría margen de maniobra. Así lo apuntó hoy el secretario del grupo parlamentario socialista. «Queremos hacerlo cuanto antes –defendió en Telecinco Rafael Simancas– pero no depende sólo de nosotros».

En las últimas elecciones generales en las que no hizo falta una repetición electoral ni complejas negociaciones, las de 2011, Rajoy fue designado presidente en un mes. Contaba con mayoría absoluta y todo fue rodado desde la constitución de las Cortes. Los ritmos dependerán ahora de la voluntad de los partidos y del éxito de los contactos de Sánchez para cerrar los apoyos que necesita su pacto con Pablo Iglesias.

Temas

Comentarios

Lea También