Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Los trenes pasan más de un 50% de su tiempo parados

La Associació Promoció de Transport Públic demuestra que es necesario corregir el servicio de cercanías
Whatsapp

Los convoyes del servicio de cercanías no se utilizan de una forma eficaz. Sería la principal conclusión de un informe que ha llevado a cabo la PTP- Associació promoció Transport Públic y que demuestra que los trenes se pasan de media un 53,57% de su tiempo parados.

Esta cifra representa un promedio entre ambas líneas. Sin embargo, es la RT1, es decir la conexión entre Tarragona y Reus la que presenta una situación más preocupante ya que el tiempo en espera es del 72,6%. Analizando los datos de esta línea aparece que el primer servicio es a las 7.00 horas de la mañana, mientras que la última llegada es a las 22.36 horas. Dado que el viaje dura 16 minutos, el convoy que realiza esta conexión solo está en marcha durante un tiempo de 4 horas y 16 minutos, lo que significa un 27,3% del total.

En el caso de la RT2, entre L’Arboç y L’Hospitalet de l’Infant, las cifras son ligeramente mejores.Los horarios son similares (de 7.00 a 22.34 horas) y, dado que el trayecto se cubre en un tiempo de 1 hora y 1 minuto, suma un total de 10 horas y 16 minutos en marcha, lo que representa un 65,94% del total de tiempo de una jornada.

«Este es uno de los principales motivos por los que el coste por kilómetro se dispara y demuestra la mala distribución del servicio que debería corregirse», concluye la PTP.

Lo óptimo es que el tiempo de estacionamiento no exceda del 25% de la jornada, ya que si se supera este porcentaje hay un desaprovechamiento del material móvil y unos gastos de personal.

Una propuesta de mejora

Precisamente para intentar mejorar la prestación del servicio y evitar que los convoyes permanezcan en los andenes la mayor parte de la jornada, desde la PTP y la Pdf.Camp se está trabajando en una propuesta conjunta para mejorar el servicio de cercanías.

La idea es ajustar las frecuencias y evitar que prácticamente se solapen. «Mirando los horarios hay situaciones en las que, con menos de cinco minutos de diferencia salen dos trenes distintos. Y no estamos hablando de un caso, sino de unos cuantos. Están condenados a ir vacíos», lamenta el representante de la PTP en el Camp de Tarragona, Daniel Pi.

Temas

  • ECONOMÍA

Comentarios

Lea También