Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Los vehículos híbridos y eléctricos crecen un 85% pero no arrancan

El año pasado se vendieron 37.000 unidades, por las 20.000 del ejercicio anterior, pero se quedan en el 3% de los matriculados sin que se aprecie un crecimiento sostenido a lo largo de 2016

Whatsapp
Operarios trabajan en la planta de ensamblaje de Volkswagen en Thika, en Nairobi, Kenia. FOTO: KUROKAWA/EFE

Operarios trabajan en la planta de ensamblaje de Volkswagen en Thika, en Nairobi, Kenia. FOTO: KUROKAWA/EFE

José M. Camarero

El mercado automovilístico cerró 2016 como el año que registró las mejores cifras de ventas de vehículos de toda la crisis económica, al matricularse 1.147.007 coches, lo que supone un incremento del 10,9% con respecto al ejercicio anterior.

De eléctricos e híbridos se vendieron el 85% más que el año anterior, es decir 17.000 unidades más de las 20.000 de 2015. En total, representan el 3% de las ventas registradas, un porcentaje que no experimentó grandes cambios a lo largo del ejercicio aparte de dos repuntes en agosto y noviembre.

Los fabricantes han conseguido el récord de ventas a pesar de que en julio se puso fin al plan PIVE para la renovación del parque de automoción, lo que ha provocado «una ralentización importante, especialmente en el último trimestre del año», según las patronales Faconauto, Anfac y Ganvam. Las ventas han sido las más elevadas desde 2008, después de cinco ejercicios en contracción hasta 2012, y de los cuatro siguientes en crecimiento.

El resultado anual completo llega con últimas las cifras de diciembre sobre la mesa: en este periodo se han vendido 96.886 coches, esto es, un 9,3% más que en el mismo mes de 2015.

La venta entre particulares sigue siendo el canal que más vehículos pone en la calle, con 612.841 unidades, lo que supone un crecimiento del 6,7% frente a 2015.

Los segmentos de clientes que han conseguido tirar del carro del sector han sido los relacionados con las empresas. Los vehículos destinados a las flotas de las compañías se han acercado a las 328.000 matriculaciones, un 15,9% más que en el ejercicio previo. Las firmas dedicadas al alquiler han adquirido 206.192 coches, con un alza cercana al 17%, en buena medida por el buen comportamiento del mercado turístico.


El gasóleo, demonizado
Lo que ha dejado 2016 en el camino son miles de vehículos diésel sin comercializar, por razones que van desde la penalización administrativa al tratarse de vehículos más contaminantes, hasta la equiparación de los precios de este combustible y las gasolinas. El 56,8% de los vehículos matriculados funcionaban con gasóil, frente al 40,2% de gasolina. Este tipo de modelos ha incrementado un 26% sus ventas en el último año, hasta las 458.000 unidades, mientras que los diésel lo han hecho apenas un 0,3% hasta los 653.000 coches. La brecha entre los dos tipos de coches más vendidos en España sigue estrechándose a un ritmo que ha llevado a los diésel a representar más del 60% de las ventas en 2015 a aguantar a duras penas por encima de la mitad de la cuota de mercado. La mitad directivos del sector automovilístico ya prevén que el diésel será la primera tecnología de propulsión en desaparecer de las cadenas de fabricación en el futuro, según el Informe Global 2017 elaborado por la firma KPMG.

Temas

  • ECONOMÍA

Lea También