Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Muere Bush padre

Lideró la Guerra del Golfo y su presidencia estuvo marcada por la política exterior: la caída del Muro de Berlín y el final de la Guerra Fría

Diari de Tarragona

Whatsapp

El expresidente de EE.UU. George H.W. Bush (1989-1993) murió el pasado viernes a los 94 años, según informó en un comunicado su hijo y también expresidente, George W. Bush (2001-2009). Bush murió ocho meses después de que lo hiciera su esposa, la ex primera dama Barbara Bush, con la que estuvo casado 73 años.

Piloto de guerra, embajador en la ONU, congresista, director de la CIA, vicepresidente y presidente: George H.W. Bush lo fue casi todo, pero pasó a la historia como un presidente de un solo mandato al que la popularidad por la guerra del Golfo no le bastó para sobrevivir al declive económico.

A ‘Bush padre’, como se le llamó popularmente tras la elección de su hijo George como presidente en el 2000, se le recuerda como un republicano moderado que supo ganarse el respeto de ambos partidos pese a gobernar solo cuatro años.
La débil economía nacional puso fin a una presidencia definida por la política exterior: la caída del muro de Berlín, la reunificación alemana, la invasión de Panamá, la guerra del Golfo, la disolución de la Unión Soviética y el fin de la Guerra Fría.

En 1991 firmó con el entonces líder soviético, Mijaíl Gorbachov, el Tratado de Reducción de Armas Estratégicas para limitar el número de misiles nucleares.

Pero fue su liderazgo en la guerra del Golfo (1990-1991), logrando la salida de Irak de Kuwait con las mínimas víctimas estadounidenses, lo que le convirtió en el presidente más popular hasta entonces, con un 89 % de aprobación. Bush organizó una coalición militar de más de 30 países contra la invasión del dictador iraquí Sadam Husein de Kuwait en agosto de 1990 y logró la liberación del pequeño país petrolero con cinco semanas de ofensiva aérea y 100 horas de combate terrestre.

Otra de sus grandes operaciones en el extranjero fue la invasión de Panamá en diciembre de 1989, con la captura del dictador Manuel Antonio Noriega, requerido por la justicia de Estados Unidos por narcotráfico.

Pese a la popularidad sin precedentes que le dieron sus triunfos militares y diplomáticos, Bush perdió frente al entonces gobernador demócrata de Arkansas, Bill Clinton, las elecciones de 1992, incapaz de sobrevivir al descontento social por la crisis económica y el aumento de la violencia en las áreas pobres de los centros urbanos.

Ocho años después, su hijo mayor, George W. Bush, sucedería a Clinton en la Casa Blanca, un camino que intentó seguir en las elecciones de 2016, sin éxito, su segundo vástago y exgobernador de Florida (1999-2007), Jeb Bush, quien tuvo que retirarse muy pronto de las primarias republicanas ante su escaso apoyo popular.

Aunque siguieron sus pasos en la política, ninguno de sus hijos ha logrado igualar su vasta trayectoria: congresista, embajador ante la ONU, presidente del Comité Nacional Republicano, jefe de la oficina de enlace con China, director de la CIA, vicepresidente de Ronald Reagan (1981-1989) y presidente (1989-1993).

Temas

Comentarios

Lea También