Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Muere apuñalado por un cliente que no quería pagar una litrona

Los hechos sucedieron ayer a las 20.30 en Sevilla y, aunque el herido pudo pedir ayuda, acabó falleciendo en el hospital

EFE

Whatsapp
Imagen de archivo de un equipo de emergencias de Sevilla

Imagen de archivo de un equipo de emergencias de Sevilla

La Guardia Civil ha detenido a un vecino de Carmona (Sevilla) acusado de apuñalar mortalmente la pasada noche al propietario de una tienda a raíz de una discusión entre ambos porque no quería pagar una litrona que había cogido de una nevera de la tienda.

Fuentes de la Guardia Civil han informado de que el suceso se produjo a las 20.30 horas de ayer, cuando el detenido entró en una tienda de la localidad y se inició la discusión entre él y su propietario, un ciudadano de origen chino, en el transcurso de la cual le asestó varias puñaladas, una de ellas en el cuello.

El herido pudo pedir ayuda y fue atendido inicialmente en la misma calle, para ser derivado al hospital Virgen Macarena de Sevilla, donde finalmente ha fallecido, atrincherándose el agresor en la casa de su madre, en la que no había nadie en esos momentos.

Se trata de un conocido delincuente que tiene un centenar de antecedentes por distintos delitos, que en todo momento se mostró muy agresivo con los agentes que rodearon la vivienda, llegando a lanzarles objetos y a amenazarles con dispararles, aunque no se ha confirmado si tenía un arma de fuego.

El operativo en torno a la vivienda estaba formado por varias patrullas de la Guardia Civil, Policía Local, agentes negociadores de la Policía Judicial de Sevilla, Tedax, y miembros del Grupo Rural de Seguridad (GRS).

Sobre las 4:30 fueron desalojadas las viviendas de alrededor de la casa en la que se atrincheró al amenazar con explotar bombonas de gas si los agentes no se iban de la calle, por lo que los efectivos del GRS decidieron entrar en la vivienda y detener al presunto agresor.

A la espera de que pase a disposición judicial, el detenido, A.G.R., de 36 años, se encuentra custodiado en los calabozos de la Policía Local de Carmona.

Comentarios

Lea También