Más de Noticias

Repsol obtiene su mejor resultado en 4 años al alcanzar los 1.736 millones

El balance avala el programa lanzado por la petrolera para responder a la caída de los precios del crudo y del gas

EFE

Whatsapp
El cracker de La Pobla de Mafumet ha incorporado una columna de destilación de propano-propileno. PERE FERRÉ

El cracker de La Pobla de Mafumet ha incorporado una columna de destilación de propano-propileno. PERE FERRÉ

La petrolera española Repsol obtuvo en 2016 un beneficio neto de 1.736 millones de euros, el más elevado de los últimos cuatro años, frente a las pérdidas de 1.398 millones registradas en 2015, según comunicó ayer la empresa a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV).

La mejora del resultado responde, según la compañía, a la flexibilidad de sus negocios, especialmente tras la compra de la petrolera canadiense Talisman, y a los programas de eficiencia puestos en marcha para contrarrestar la caída de los precios del crudo.

El beneficio neto ajustado (que excluye los extraordinarios y el efecto de los inventarios) se situó en 1.922 millones, un 4% más que en 2015, ejercicio en el que se incluyeron resultados financieros excepcionales de 500 millones por la revalorización del dólar en el momento de percibir, en esa moneda, la indemnización por la expropiación de YPF.

El beneficio bruto de explotación (ebitda) creció un 18% y se situó en 5.226 millones.

La compañía cerró el ejercicio con una producción media de 690.200 barriles equivalentes de petróleo al día, un 23% más que en 2015. Principalmente se debió a la contribución de los activos de Brasil, Noruega, Venezuela, Norteamérica y Perú.

Todas las áreas de negocio de Repsol obtuvieron resultados positivos el año pasado. Concretamente, la actividad de upstream (exploración y producción) mostró una gran capacidad de adaptación al escenario de precios y logró un beneficio neto ajustado de 52 millones, frente a las pérdidas de 925 millones de 2015. En el área de downstream (refino y comercialización) confirmó su fortaleza con un resultado neto ajustado que ascendió a 1.883 millones, frente a los 2.150 millones de 2015, ejercicio en el que se registraron márgenes de refino especialmente altos.

Estos datos reflejan, según la compañía, las ventajas competitivas del modelo integrado de negocio, la calidad de los activos de refino, y el buen desempeño de la química y de los negocios comerciales

La deuda neta de Repsol se redujo en 3.790 millones, un 32 %, y se situó al cierre del ejercicio en 8.144 millones. El ratio de deuda neta sobre ebitda mejoró un 42%, hasta situarse en 1,6 veces.

En 2016, Repsol superó su objetivo de sinergias y ahorros por eficiencia, que se elevó a 1.600 millones.

En 2017, la petrolera prevé aumentar esta cifra hasta los 2.100 millones de ahorro.

Temas

  • ECONOMÍA

Comentarios

Lea También