Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Un nuevo fármaco evita la metástasis y reduce el tumor

Cuarenta pacientes han empezado a probar la medicación desarrollada en el Instituto de Oncología Vall d’Hebron

EFE

Whatsapp
La medicación se ha desarrollado en el Instituto de Oncología Vall d’Hebron. FOTO: DT

La medicación se ha desarrollado en el Instituto de Oncología Vall d’Hebron. FOTO: DT

El Vall d’Hebron Instituto de Oncología (VHIO) ha desarrollado un nuevo fármaco, que ya ha empezado a probar en 40 pacientes, que evita que las células tumorales se expandan y causen metástasis o recaídas y que activa el sistema autoinmune para reducir el tumor. El nuevo fármaco bloquea la LIF, una citoquina (proteína que regula la función de las células que las producen sobre otros tipos celulares) que está presente en muchos tumores y promueve la proliferación de las células madre tumorales, además de desactivar la alarma del sistema inmune. 

El medicamento, llamado MSC-1 y de cuyo desarrollo informó ayer la revista Nature Communications, ha logrado bloquear la LIF, lo que reactiva la alarma y promueve el reclutamiento del sistema inmune contra el tumor, según se ha demostrado en animales.

Serán necesarios varios años y más estudios para que pueda llega a todos los pacientes

Así, el medicamento, que ha superado todas las fases preclínicas con éxito, induce la infiltración de las células T del sistema inmune en los tumores para atacarlos y eliminarlos. Ya ha comenzado el primer ensayo clínico fase I con 40 pacientes que se están tratando con inhibidores de LIF en el Hospital Vall d’Hebron (Barcelona), el MSKCC (Nueva York) y el Princess Margaret (Toronto). 

Según el investigador y director del Programa de Investigación Preclínica y Traslacional del VHIO, Joan Seoane, «el fármaco genera una respuesta elevada que elimina completamente el tumor y genera una ‘memoria inmune’, que significa que el sistema ya está entrenado para evitar recaídas». «Faltan varios años hasta que este fármaco pueda llegar a todos los pacientes porque estamos en la primera fase del ensayo clínico. Ahora estudiaremos la eficacia del fármaco y cómo se puede combinar con otros», explicó.

Temas

Comentarios

Lea También