Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Más de Opinion

Catalunya, ni la menor preocupación

Madrid descansa convencida de que el Constitucional se ocupará de Catalunya

Pedro Villalar

Whatsapp

Ayer se celebró en Cataluña el 11S, la Diada catalana que desde 2012 se encamina explícitamente hacia la independencia. Los actos, dispersos esta vez por toda Cataluña, fueron promovidos por las organizaciones soberanistas, políticas y sociales, pero esta vez han acudido prácticamente todas las instancias que en anteriores ocasiones abogaron por la neutralidad: estuvo Puigdemont, presidente de la Generalitat; Colau, alcaldesa de Barcelona y lideresa de una organización que no es soberanista… Cualquier mediano entendedor interpretaría esta confluencia como la constatación de que el soberanismo ha ganado la partida puesto que arrastra incluso a quienes no son independentistas, que aceptan los hechos consumados.

Sin embargo, Madrid, a cientos de kilómetros del conflicto, cada vez más alejada de este embarazoso asunto, descansa sin la menor inquietud, convencida de que ya se ocupará el Tribunal Constitucional de poner orden, que para algo el gobierno de Rajoy le otorgó poderes represivos para aplicar directamente el Código Penal. ¿Qué sentido tendría que nos preocupáramos de la excentricidad de los catalanes, si todo el mundo sabe que el viejo axioma patriótico de ‘una, grande y libre’ continúa entusiasmando a las masas en su incomparable sencillez? Nosotros a lo nuestro, que es dar coba a los próceres que, en abnegado esfuerzo, están intentando elección tras elección entregar a sus súbditos una fórmula de gobernabilidad.

Temas

  • OPINIÓN & BLOGS

Comentarios

Lea También