Más de Opinión

Crisis humanitaria en Afganistán

ÁLEX SALDAÑA

Whatsapp
ÁLEX SALDAÑA

ÁLEX SALDAÑA

Las imágenes son terroríficas. Miles de personas corren por las pistas del aeropuerto de Kabul y decenas intenta subirse al fuselaje de un avión en pleno despegue. Algunos lo consiguen momentáneamente para luego caer al vacío desde cientos de metros de altura. La imagen de la más absoluta desesperación, tras el regreso de los talibanes al poder en Afganistán.

No menos espeluznante es el infierno que les espera a las mujeres. Los avances logrados en los últimos 20 años, sobre todo en materia de educación, empleo y participación política, están gravemente amenazados por unos fanáticos misóginos que pretenden volver a la Edad Media.

Los talibanes, recordando el brutal régimen que instauraron entre 1996 y 2001, ya han apuntado su intención de negar la educación a las mujeres más allá de los 12 años, prohibirles trabajar fuera de casa, vestir otra prenda diferente al burka, salir de casa sin un tutor e incluso reírse –aunque me temo que no tendrán muchos motivos para hacerlo–.

La consecuencia inmediata será una nueva crisis humanitaria con miles de personas huyendo de aquel país a las que tenemos el deber moral de acoger. Estaría bien que, para variar, la comunidad internacional interviniera de alguna forma –política, económica…– para proteger los derechos humanos y en especial los de las mujeres. Por justicia y por humanidad.

Temas

  • El mirador
  • Afganistán
  • aeropuerto de Kabul

Comentarios

Lea También