Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Opinion El MIrador

De los inmigrantes a la vaca Margarita

La campaña salvar a la vaca Margarita, a la que la Generalitat pretendía sacrificar por no tener papeles, ha cosechado más de 170.000 firmas en las redes sociales. Qué lástima que no luchemos con la misma fuerza por los derechos de las personas sin papeles      

Álex Saldaña

Whatsapp
Decenas de inmigrantes flotan ene l mar tras caer de la embarcación en la que viajaban

Decenas de inmigrantes flotan ene l mar tras caer de la embarcación en la que viajaban

Ha sido la que hoy acaba una semana triste. El martes nos despertábamos conmocionados por el horror, con otro zarpazo terrorista inútil, sanguinario y cruel dirigido contra niños y adolescentes que asistían a un concierto de Ariana Grande en Manchester. No hay adjetivos para describir la maldad que encierra un acto así.

El día siguiente el Diari publicaba el testimonio de Guillermo Cañardo, un médico de Tarragona que colabora con ProActiva Open Arms rescatando de las aguas del Mediterráneo a inmigrantes a la deriva. Cañardo advertía que este mar nuestro se había convertido en una gran fosa común donde mueren familias enteras ante la pasividad de Europa. Lamentablemente, no pudieron resultar más premonitorias sus palabras; un día después la portada del Diari estaba ilustrada con una foto terrible en la que se apreciaban cientos de personas flotando en el mar. Muchas de ellas fallecieron.

Son tantas las vidas que se han quedado en el camino que ya hemos perdido la cuenta; son tantos los naufragios de inmigrantes que ya ni siquiera nos inmutamos; son tantos los dramas y tan grandes y horribles las tragedias que pareciera que nos hemos vuelto insensibles. Y esto sí que es terrible. Claro, son seres anónimos cuyas desventuras nos suenan lejanas –Ay, qué pronto hemos olvidado que hace no tanto, ni siquiera un siglo, éramos nosotros los que huíamos también con lo puesto a otros países en busca de futuro–.

Pero, en esta semana tan dura, ¿saben cuál ha sido la noticia que más ha agitado las redes sociales? Pues sí, la campaña para salvar a la vaca Margarita, a la que la Generalitat iba a sacrificar por no tener papeles. Change.org ha recogido más de 170.000 firmas para salvar a la res. Y que conste que me parece loable y genial que salvemos a la vaca Margarita. Al fin y al cabo carecer de papeles no parece un delito que merezca la muerte. Ojalá apliquemos por lo menos el mismo baremo para las personas y nos movilicemos con tanta energía también por ellas. ¿Acaso no lo merecen? 

Temas

Comentarios

Lea También