Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

El ansia de saber

Antoni Coll i Gilabert

Whatsapp

Al César lo que es del César. César Pastor Diez recibió el don de la inteligencia, pero le añadió la cultura del esfuerzo. Cuando a los doce años llegó de León y se puso a trabajar en los arrozales del Delta, por las noches a la luz de un candil se propuso aprender catalán con una fuerza de voluntad asombrosa: se marcó el objetivo de 30 nuevas palabras cada semana, 1.500 al año. Después ha sido corrector de catalán en el Diari y en la Administración, aparte de cursar Filosofía.

Nunca fue a la escuela. Su padre le había enseñado a leer y escribir y poco más. Su equipo escolar fue un lápiz y una libreta, y su ambiente la masía del Delta «donde se despertó en mí el ansia de saber».

Josep Maria Prats, regidor de Cultura y reconocido pedagogo, presentó, admirado, el libro de César Espigando en mis recuerdos. Y César… se emocionó visiblemente hablando del catalán. ¡Qué gran persona!

Temas

  • LA PLUMILLA

Comentarios

Lea También