Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Más de Opinion

El empleo avanza

Whatsapp

El número de desempleados registrados en los servicios públicos de empleo disminuyó en julio por sexto mes consecutivo hasta situarse en 4.046.276. Hay 373.584 parados menos que hace un año. En Catalunya, hay 66.446 desempleados menos que en julio de 2014, y en Tarragona las listas del paro se han reducido un significativo 11% en estos doce meses. El crecimiento económico es el que está generando puestos de trabajo, por lo que las mejores terapias contra el desempleo deben ser de estímulo a la actividad. Pero ello esconde que cientos de miles de personas siguen inmersas en este drama social y no ven la luz al final del túnel. Para muchos, la reincorporación aboral aún queda lejos, porque el mercado tardará años en absorber semejante bolsa. Este problema se vuelve gravísimo cuando el periodo de desempleo se dilata de forma insoportable. Más de 1,2 millones de trabajadores llevan actualmente en España cuatro años o más en paro. Este ya no es un problema económico, sino una emergencia social. Frente a esta situación, urge disponer de una atención personalizada a estas personas que les proporcione los medios para regresar al mercado de trabajo. La formación es sin duda el principal requisito que necesitarán, pero también una labor de acompañamiento –incluso psicológico en los casos en que sea necesario– hasta que logren salir de la marginación y consigan integrarse. Es el gran reto que afrontan los servicios públicos de empleo.

Temas

  • EDITORIAL

Comentarios

Lea También