Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Más de Opinion

El terrorismo golpea en Bangkok

La desestabilización de países del sudeste asiático como Tailandia o Indonesia acarrearía consecuencias imprevisibles
Whatsapp

Los grupos terroristas tailandeses que actúan al sur del país no habían atacado hasta ahora en Bangkok. La autoría del atentado que sacudió ayer el centro de la capital podría tratarse de una nueva estrategia de estos grupos o, aún más preocupante, de la aparición de terroristas vinculados al Estado Islámico. El primer análisis que ha realizado el ministro de Defensa apunta a que las bombas iban dirigidas contra el turismo extranjero para perjudicar a la economía tailandesa. Como siempre, el objetivo de este tipo de cobardes atentados indiscriminados es el de enfrentar a unas comunidades con otras. En el caso de países del sudeste asiático, la historia nos presenta graves problemas de convivencia entre hindúes y musulmanes. Pero una vez más hay que rechazar que las distintas confesiones religiosas sean las causantes de la violencia; el verdadero objetivo de los terroristas es la desestabilización y el terror para hacerse con el poder político y el control económico. La dura represión con la que contestan los gobiernos de estos países debería ir acompañada de progresos socioeconómicos para evitar los caldos de cultivo de captación de terroristas entre jóvenes sin horizonte. Sobre todo, porque estas naciones superpobladas pueden sufrir un gravísimo problema si prende la chispa del fanatismo terrorista. Yla desestabilización de países como Tailandia o Indonesia acarrearía consecuencias imprevisibles.

Temas

  • EDITORIAL

Comentarios

Lea También