Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Más de Opinion

El turismo ruso tiene alternativa

La crisis rusa ha repercutido en las previsiones turísticas de la Costa Daurada que ya se prepara para buscar alternativas
Whatsapp

Rusia está envuelta en serios problemas que han situado al país en recesión y al borde de la bancarrota. La caída del precio del petróleo, del que es gran exportador, ha contribuido grandemente al deterioro de su economía, que sin embargo estaba ya muy afectada por las sanciones occidentales. La crisis ha repercutido de forma alarmante a las previsiones turísticas de la Costa Daurada. Es la primera vez después de la guerra fría que la comunidad internacional consigue represaliar a un país relevante por su incumplimiento de las normas de convivencia dictadas por la Carta de las Naciones Unidas. El comportamiento de Moscú en Ucrania, con la invasión y anexión de Crimea y la intervención militar en el Este del país para apoyar la guerra de los prorrusos contra las autoridades legítimas constituyen una vulneración del derecho internacional. Todo ello constituye un precedente a tener en cuenta ya que sugiere la posibilidad de que los conflictos internacionales puedan resolverse en el futuro recurriendo al arbitraje de las instituciones supranacionales, que establecen la legitimidad global, y sin apelar a la guerra, que era hasta ahora el camino más habitual de afrontar las disputas. La utopía de la democracia planetaria, de un mundo nuevo, parece más cercana, aunque para ello se pongan en juego intereses comerciales concretos. En nuestro caso, la Costa Daurada está preparada para captar nuevos mercados como en su día se conquistó el ruso.

Temas

  • EDITORIAL

Comentarios

Lea También