Más de Opinión

Opinión Xino-xano

Esperando una llamada para vacunar

NÚRIA PÉREZ

Whatsapp
Esperando una llamada para vacunar

Esperando una llamada para vacunar

Las enfermeras son a menudo ese eslabón poco reconocido pero indispensable en el sistema sanitario. Lo saben especialmente aquellos que han estado hospitalizados pero también muchos pacientes de los Centros de Atención Primaria, quienes, a menudo tienen más relación con estas profesionales que con sus médicos de cabecera. Su papel es esencial en muchos ámbitos: desde el control de enfermedades crónicas a los cuidados a pacientes recién operados pasando por las campañas de vacunación como la recién acabada de la gripe. Muchas se han apuntado ahora voluntariamente para vacunar contra la Covid-19.

Me lo comentaba la semana pasada una enfermera de Joan XXIII vecina mía que se sacaba un pequeño papel manuscrito de su bolso para enseñarme donde tenía anotados los pocos días de este mes que no trabajaba en el hospital para que cuando la llamaran pudiera indicar qué días estaba disponible. Su sentimiento era de frustración. «El primer día que empezaron a pinchar dijeron que estaba todo organizado y sabemos que no es cierto», me decía. «Somos varias las compañeras que nos hemos apuntado para vacunar y aún esperamos una llamada», añadía. Ojalá si me la vuelvo a encontrar, ya tenga fecha para ir a vacunar. Tanto si es así como si no, su impotencia explica mucho de lo que está pasando con la que es hoy nuestra principal baza contra el virus.

Temas

Comentarios

Lea También