Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Más de Opinion

Intolerable choque entre Policías

Los enfrentamientos entre cuerpos policiales son intolerables. O se erradican totalmente o traerán graves consecuencias
Whatsapp

El enfrentamiento entre Mossos d’Esquadra y el Cuerpo de Policía Nacional es un episodio intolerable. Las malas relaciones en muchos casos vienen de lejos, pero ayer alcanzaron niveles alarmantes cuando desde los Mossos se acusó a la Policía de alertar a dos yihadistas que estaban siendo investigados por la policía autonómica catalana. Ya no se trataría de que «algunas informaciones europeas» relevantes para la policía catalana «no se pasan a los Mossos», como denunció días atrás el comisario jefe de los Mossos d’Esquadra, Josep Lluís Trapero. En esta ocasión la denuncia representa una obstrucción activa de las labores de investigación de los Mossos. Evidentemente, el rifirrafe no ha tardado en derivar en un enfrentamiento político abierto entre el ministro del Interior, Jorge Fernández Díaz, y el conseller de Interior, Ramon Espadaler. El ministro llegó a calificar de «bajeza» la denuncia de los responsables de los Mossos. La coordinación policial en España no ha sido nunca ejemplar, no ya entre cuerpos autonómicos y centrales. Tampoco las relaciones entre la Guardia Civil y la Policía Nacional han estado exentas de altibajos. El problema de los roces de ahora entre Mossos y Policía es que suman el encono del enfrentamiento político. Los primeros casos pueden resolverse con disciplina organizativa. La naturaleza del segundo tipo de disputas arroja un carácter más grave que o se erradica o traerá graves consecuencias.

Temas

  • EDITORIAL

Comentarios

Lea También