Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Más de Opinion

Opinion La Crónica Rosa

Johnny Depp revive su segunda era oscura

El actor apareció en el estreno de su película ‘Asesinato en el Orient Express’ evidentemente ebrio. El alcohol ya fue su debilidad a finales de los ochenta, cuando destrozaba habitaciones de hotel
Whatsapp
Johnny Depp apareció borracho en la presentación de su última película.jpg

Johnny Depp apareció borracho en la presentación de su última película.jpg

Su peor enemigo es él mismo. Johnny Depp sigue con el rumbo perdido desde hace cinco años. Sus antecedentes no indicaban ninguna mejora en la mala vida que está llevando, y él, no parece hacer mucho por remediarlo. Su última aparición en público ha puesto en alerta a todos sus fans. 

Londres fue el escenario del escándalo. Sucedió la semana pasada, durante la presentación de su última película, la nueva versión del clásico Asesinato en el Orient Express. Como cuenta El Periódico, Depp paseó por la alfombra roja en un estado de evidente embriaguez. Al actor le costaba mantener la verticalidad y se tambaleaba de un lado a otro durante el recorrido. Incluso tuvo que ser ayudado por su guardaespaldas para poder finalizar el recorrido sin caerse al suelo o protagonizar alguna escena aún más bochornosa.  Medios informativos británicos han señalado que Depp pasó la noche anterior en el club londinense The Box, dónde parece ser que se alargó la fiesta. 

No siempre fue así. Como explica La Vanguardia, hace poco más de una década, la vida del actor era maravillosa y envidiada por muchos. Cuando no estaba grabando en una de sus suntuosas propiedades, se encontraba en alguna premiere de cine, presentando alguna de las películas que protagonizaba que, por lo general, hacían saltar la taquilla. Pero, tras separarse en 2012 de la actriz y cantante francesa Vanessa Paradis y empezar una relación con Amber Heard, su caída, tanto personal como profesional, empezó a hacerse evidente.

Sin embargo, su descenso a los infiernos ha sido observado por todo Hollywood. La periodista Irene Crespo cuenta cómo el equipo de Piratas del Caribe se tuvo que organizar para evitar las esperas eternas provocadas por las ausencias habituales del actor. «El águila ha aterrizado» era el código secreto que utilizaba el equipo del largometraje para anunciar que el protagonista, de 54 años, había llegado al set de rodaje. Antes de esa frase, sacada de película de espías, alguien, aparcado delante de la casa que el actor alquiló en Australia, había avisado de que el actor se había despertado, encendido una luz y puesto en marcha. Así, los distintos departamentos del film podían empezar a trabajar. Llegaron a elaborar este sistema después de días de esperarle, de no saber cuándo llegaría, si aparecería o cuándo se marcharía.

Parece que Depp revive aquella etapa oscura de la que él mismo ha hablado. Fue entre finales de los ochenta y mediados de los noventa. Los años que compartió primero con Winona Ryder y después con Kate Moss. Cuando fue detenido dos veces por asaltar a un policía y destrozar su habitación de hotel. “Pasé años envenenándome”, reconoció en 2005. Esperemos que esta vez levante cabeza más pronto que tarde.

Temas

Comentarios

Lea También