Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

La crisis de la derecha

El riesgo de fractura del PP no estaba a la derecha, sino a la izquierda
Whatsapp

Cada vez es más claro que estamos avanzando hacia un modelo de cuatro partidos, que ofrecería un panorama ‘a la italiana’ si no fuera por la ley D’Hondt, que terminará impulsando el voto útil si no surge la iniciativa de reformar la ley electoral en el sentido de consagrar la proporcionalidad pura. Y en este nuevo esquema, el PSOE se está viendo impulsado hacia el centro por Podemos, en tanto el PP –y ésta es la gran novedad reciente– recibe empujones de Ciudadanos por el centro, y está siendo desplazado hacia la derecha.

Algo debía intuir el PP –seguramente aconsejado por su asesor Arriola– cuando Rajoy, en la última etapa, tuvo gestos para congraciarse con el centro político, a costa de librarse de Gallardón. El riesgo de fractura no estaba a la derecha –ya se ha visto que Vox no tenía entidad– sino por la izquierda: la contrarreforma en materia de aborto hubiera tenido un alto coste para el PP

Sin embargo, parece que el PP no podrá evitar la sangría por babor: Ciudadanos llega con un mensaje de modernidad y renovación que resulta sumamente atractivo para una sociedad joven que se ha visto expulsada de la política real por el comportamiento inaceptable de los viejos partidos.

Y Albert Rivera irrumpe, sobre todo, sin Bárcenas en la alforja y con un explícito rigor contra cualquier forma de corrupción.

Temas

  • OPINIÓN & BLOGS

Comentarios

Lea También