Más de Opinión

Pasaporte sanitario

Su implantación abriría una puerta hacia un sistema centralizado de vigilancia sin precedentes y el fin de la autonomía personal a través de la coerción
 

José-Daniel Vila Robert

Whatsapp
Pasaporte sanitario

Pasaporte sanitario

El pasaporte sanitario y la identidad biométrica se han presentado, con demasiado entusiasmo, como la única forma de regresar a la normalidad en medio de la pandemia de Covid-19. No obstante, éstos abren una puerta hacia un sistema centralizado de vigilancia sin precedentes y el fin de la autonomía personal a través de la coerción. Aunque se estén promoviendo como algo opcional, aquéllos que deciden rechazarlos son privados de las libertades más fundamentales. 

Uno de los beneficiados de la situación es Idemia, una compañía tecnológica francesa que, entre 2017 y 2019, recibió un total de 2,91 millones de euros de Horizonte 2020. Idemia obtuvo recientemente un contrato, para la entrega de un nuevo sistema de correspondencia biométrica compartido que, para el año 2022, integrará una base de datos de más de 400 millones de nacionales de terceros países, con una verificación de huellas digitales y reconocimiento facial para salir del espacio Schengen y para entrar al mismo.

Los signos de este cambio reciente se vuelven más evidentes a medida que numerosos países europeos orientan hacia innovaciones biométricas, que luego podrían integrarse a una identificación central. En diciembre pasado, la empresa lituana de verificación de identidad Idenfy, concluyó dos acuerdos de asociación que introducen la verificación biométrica a la industria de entrega de paquetes y a una plataforma de participación democrática.

En este mismo mes, el proveedor croata de identidad digital Identyum, anunció que había alcanzado el hito de 10.000 usuarios en el país. Paybiface que, como su nombre indica, permite pagar con la cara, está expandiendo su oferta biométrica a más de 65 ubicaciones de tiendas asociadas en Rumanía y el banco retador sueco Rocker, seleccionó la tarjeta de pago biométrico de Idemia Fcode, que se pondrá a prueba en el primer trimestre de este año.

Mastercard y Microsoft unieron fuerzas en 2018, para trabajar en un sistema global de identidad digital, que incluye el acceso a servicios financieros, sociales y de salud de varios gobiernos. En enero de 2020, Francia, un ejemplo emblemático de la asociación público-privada en materia de identidades digitales, se convirtió en el primer país europeo en entablar una alianza de cuatro años para la economía digital de Mastercard.

Se basa en varios pilares estratégicos que corresponden a las políticas públicas estratégicas del gobierno francés en materia de digitalización y crecimiento económico, a saber, para el turismo, la tecnología financiera, la inteligencia artificial, la identidad digital, la ciberseguridad y el futuro laboral. 

Más allá de un sencillo proceso de identificación más simplificado, existe una gran preocupación respecto a los pasos visibles hacia estas identidades, que condensan los aspectos más cruciales de la vida de los ciudadanos, algo que eventualmente podría determinar un acceso a diversos servicios e instalaciones. 

La ONU ya lanzó una billetera digital para empleados, que contiene datos financieros, de viaje y sobre las pensiones, así como un historial de alergias y vacunas. A su vez, el Parlamento Europeo está probando un sistema biométrico de tiempo y asistencia en su sede de Bruselas. Tales sistemas, que han estado recibiendo miles de millones en financiamiento, desde mucho antes de la pandemia, no parecen ser temporales ni centrarse específicamente en combatir el virus.

No obstante, los debates sensatos y la preocupación pública al respecto se han estado dejando de lado, para facilitar la agilización de herramientas, sumamente controvertidas, que pasan por alto amenazas sin precedentes a la privacidad y a la libertad personal.

José-Daniel Vila Robert: Ex Subdirector General y Director de Patentes e Información Tecnológica del Ministerio de Industria y Energía.

Temas

  • El Artículo

Comentarios

Lea También