Más de Opinión

Opinión Al margen

Socialdemocracia

Biden ha aplicado con gran intensidad medias expansivas, keynesianas, para activar la economía e impedir el desempleo derivado de la pandemia

PEDRO VILLALAR

Whatsapp

El nuevo presidente demócrata de los Estados Unidos, Joe Biden, se está convirtiendo con una rapidez increíble en referente de la socialdemocracia, después de un clamoroso vacío que no fue cubierto cuando había oportunidad y todos lo esperaban ni por el expresidente Barack Obama -que resultó poco resolutivo a la hora de la verdad- ni por el expresidente de Francia François Hollande en Europa.

Biden, el más provecto de los presidentes estadounidenses, ha aplicado con gran intensidad medias expansivas, keynesianas, para activar la economía e impedir el desempleo derivado de la gran pandemia mundial del coronavirus y sus efectos sobre la salud y la actividad.

Tras una gran inversión de casi dos billones de dólares en ayudas directas, ha anunciado un plan de infraestructuras de más de dos billones de euros que será sufragado con subidas de impuestos a los más ricos y con una elevación de la tarifa del impuesto de sociedades.

Pero, además, parece decidido a construir un verdadero estado de bienestar a la europea, con la expansión de la sanidad pública -Estados Unidos está muy lejos de poseer una sanidad universal- y del terreno de la educación; esta última acción le permitirá competir realmente con China, afirma Biden.

Tras una pandemia que ha incrementado la desigualdad en todas partes (evidentemente también en España), es estimulante conocer que la solidaridad y la integración social vuelven a ser los grandes objetivos de la primera potencia de la tierra.

Temas

Comentarios

Lea También