Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Más de Opinion

Totes les cartes al director del dia

Whatsapp

Portal de transparenciadel Partido Popular

El Partido Popular, una vez más, nos quiere tomar por lelos a los ciudadanos españoles, o sea, pretende una vez más llevarnos al huerto, como coloquialmente se suele decir.

Como ya se han preparado la precampaña electoral, intentan que nos creamos que ya no son promesas, ahora se inventan teóricos hechos. Empiezan por decir que van a bajar los impuestos y el comienzo será la reducción del IRPF a partir de enero del próximo año.

Han estrenado lo que han llamado el portal de transparencia, en el que hacen público el salario de todos los políticos, así como las asignaciones a los partidos.

Evidentemente toda esta información debe ser la que esté estipulada por el tipo de reglamentación o contrato que lo avale, pero no hacen mención, o mejor dicho no dan opción a que se sepan los posibles emolumentos que puedan recibir todo el personal indicado.

O sea, todos los políticos, como pueden ser gastos por tarjetas sin obligación a declarar, gastos por dietas sin necesidad de justificar ni tampoco incluir en el IRPF, así como tampoco indicar los posibles (ciertos) pluriempleos, ni tampoco los pagos llamados genéricos o en especie.

No nos importa que nos quieran hacer creer que el presidente del Gobierno, el señor Mariano Rajoy, y sus ministros cobran menos que sus ayudantes; a la ciudadanía nos importa el paro, la corrupción y los desmadres económicos de los políticos, cosa que al Partido Popular, al parecer, les importa muy poco aclarar.

Emili Roca Miguel

(La Nou de Gaià)

L’intrusisme laboral

Tots hem treballat durant la nostra vida amb feines que no tenien res a veure amb el que hem estudiat o el que ens hem imaginat de petits. Des de cambrer a botiguer fins a una cadena de muntatge. I en ocasions ens hem estancat amb el que en un principi, potser, era provisional. Quan es tracta de feines més especialitzades la cosa canvia. És clar que no tots podem ser metges o arquitectes si abans no hem passat per la facultat, però hi ha professions en què tothom es creu amb el dret de poder ficar-hi el nas. Falsos actors, falsos periodistes, falsos administratius, falsos directius, falsos, falsos...

El problema és que estem vivint un moment en què no podem descartar una feina només pel fet que no l’hem estudiat si tenim l’opció d’exercir-la. És clar que hi ha gent que està exercint una professió sense tenir els estudis que calen però de la mateixa manera que jo n’estic fent una que no té res a veure amb mi ni amb la meva carrera professional. Hauríem de ser una mica més permissius i de mica en mica aconseguir fer-nos lloc on toca. Però sense criticar, incondicionalment, tothom qui està a un lloc de treball ‘que no és el seu’.

Cristina Luengo Aguilera

(Igualada)

Carta al alcalde Ballesteros

Como usted sabe, todos los veranos la Guardia Urbana monta un servicio de agentes de paisano vigilando que en las playas, entre otras cosas, la gente no lleve perros a pasear y multando a los que lo hacen.

Podría hacer lo mismo en Tarragona y sobre todo en los barrios. Vivo en Torreforta en la zona del Mercadona, donde hay un pipicán que apenas se utiliza. En los parques de alrededor había carteles con la prohibición de sacar a los perros a hacer sus necesidades y los han arrancado. Se puede ver a diario, perros por los jardines, parques infantiles, etc. Y no es extraño encontrarse excrementos de perros en las aceras, calles y sitios públicos.

Recientemente recibí una carta certificada del Ayuntamiento, diciéndome que habían incorporado al registro los datos de mi perra, cosa que está muy bien. Pero también se tendrían que controlar los cientos de perros que se pueden ver a diario por la calle y que muchos de ellos no tienen ni microchip, ni están registrados en ningún lugar.

Simplemente se tiene que controlar a estos perros, multar al que no tenga la documentación en regla y/o incumpla las ordenanzas municipales, que son muchas personas.

Seguro que este tipo de gente se volverá más cívica en cuanto les toquen el bolsillo.

Marcelino Vicente Lozano

(Torreforta-Tarragona)

Temas

  • CARTAS AL DIRECTOR

Comentarios

Lea También