Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Totes les cartes del dia

Whatsapp

Estructuras de Estado catalanas

Junts pel Sí planteó las elecciones catalanas del 27-S como un plebiscito que han perdido al no obtener la mayoría de votos. Supongo que son demócratas y extraerán las oportunas conclusiones. Por ejemplo, estos últimos años han creado una auténtica maraña de entes y organismos para ‘estructuras de Estado’. Una red donde hay jueces estrella, ‘embajadores’ por el mundo, inspectores de hacienda reciclados, asesores y ‘expertos para todo’ que cobran en algunos casos sueldos superiores a los 100.000 euros anuales con la excusa de estar ‘construyendo la nación’.

Ya que ese supuesto ‘Estado catalán’ no ha obtenido la mayoría de votos, supongo que ese dinero para ‘estructuras estatales’ y que se embolsaban amigos y conocidos se destinará ahora a pagar farmacias, educación y sanidad. ¿O me equivoco, señores de Junts pel Sí?

Rosa Álvarez

(Tarragona)

Reglas distintas del populismo

Ante los múltiples casos que se están produciendo en los últimos tiempos, me parece conveniente dedicar unas letras al populismo. El populismo, aunque juegue aparentemente en la cancha de juego de la democracia partidista, de hecho practica un juego con reglas distintas; o mejor dicho, para él no hay reglas; la única regla o norma de conducta es ganar (o conservar) el poder. Esta primacía incondicionada de la toma del poder hace que a veces los populistas nos parezcan leninistas, pues Lenin creó una máquina de toma del poder inmisericorde pero sin los condicionamientos de Lenin, pues no hay ideología concreta que les condicione y él sí estaba limitado por su marxismo; por eso mismo en ocasiones sus métodos nos recuerdan a Hitler, pues éste fue un maestro del asalto al poder; y a la vez pueden ser anarcoides, libertarios, liberticidas, nacionalistas o lo contrario, defender los derechos humanos o cercenarlos, coincidir con la derecha clásica o con la izquierda según países y circunstancias; todo eso es para ellos accesorio.

Para el populismo todo es instrumental: la estrategia, la táctica, los programas y las ideologías, y, por tanto, cambiantes y adaptables. Ayer mismo, un populista que puede ser presidente de esta comunidad cree que «la independecia es más importante que las personas».

Las clásicas categorías de análisis de los partidos en las democracias, con el populismo fallan y no son útiles. Por eso desconciertan tanto a analistas, intelectuales y periodistas que pretenden entenderlos y clasificarlos con las categorías conven- cionales… que en este caso no son útiles o, al menos, resultan insuficientes.

Pedro García

(Sant Feliu de Guíxols)

Agraïment a l’equip mèdicde Muntanyes de Prades

M’agradaria donar les gràcies a tot l’equip mèdic de les Muntanyes de Prades. En primer lloc a les Dres. Vives i Torres, a Prades, i també als metges i servei mèdic del CAP de Cornudella els dies festius, per la professionalitat mostrada quan em van atendre aquest estiu d’una dolença, afortunadament lleu, però certament incòmoda i que requeria d’un seguiment. Amb el suport i l’interès mostrat pels professionals de la salut, m’he sentit ben tractada i assistida. Reitero l’agraïment i aprofito aquesta oportunitat per reconèixer la tasca dels metges de poble que fan una gran feina.

María Luisa Dalmau Val

(Tarragona)

No se discuten cuestiones doctrinales

En el Sínodo de los Obispos, este año sobre la familia, más allá de la cuestión de los divorciados vueltos a casar, sin duda tema de enorme resonancia mediática, una de las mayores preocupaciones es cómo acercarse a todas esas situaciones dolorosas que ha provocado en el mundo lo que podría considerarse una auténtica epidemia de rupturas familiares, o cómo preparar mejor a los jóvenes para contraer matrimonio. No se discuten cuestiones doctrinales, sino problemas prácticos y pastorales.

Lo dijo claramente el Papa en septiembre en Filadelfia, al pedir a los obispos que dediquen sus mejores energías a acompañar a las familias, al tiempo que nos lo pedía a todos los católicos. Francisco quiere que sea un tema prioritario para toda la Iglesia, ya que de la salud de la familia depende nada menos que la felicidad de las personas o la transmisión de la fe de padres a hijos.

Pedro J. Piqueras Ibáñez

(Girona)

Temas

  • CARTAS AL DIRECTOR

Comentarios

Lea También