Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Más de Opinion

Totes les cartes del dia

Whatsapp

Mi amigo Salva Caamaño y los talibanes nacionalistas

Hace varias semanas leía, en este Diari, con indignación, rabia y vergüenza, la carta titulada «Un feixista en la plaça de la Llibertat?», de mi gran amigo (al que considero casi como un hermano) Salva Caamaño. A la que han seguido otras solidarizándose con él, en la misma relata como unos jóvenes que escuchaban en una mesa próxima a la suya la conversación que mantenía con unos amigos en una terraza en Reus, lo calificaron varias veces en voz alta de «feixista», todo ello porque estaba siendo muy crítico en su charla con el nacionalismo y con el llamado «procés» por la independencia de Cataluña.

Estos jóvenes «talibanes» forman parte de esas generaciones a las que durante años se viene adoctrinado en el pensamiento único nacionalista, en esa especie de «madrasas» creadas por nacionalpujolismo. Ese régimen corrupto hasta la médula que ha saqueado Cataluña durante más de tres décadas (mientras decía que era España la que robaba) con la complicidad y el silencio de instituciones, partidos, asociaciones y la mayoría de medios de comunicación.

Amigo Salva, coincidí contigo durante los años 70 en incontables luchas y manifestaciones en contra del fascismo y de la dictadura, y favor de los derechos de los trabajadores y de la dignificación de nuestros barrios, juntos gritamos muchas veces «Llibertat, amnistia i estatut d’autonomia», juntos recibimos algún que otro palo y tuvimos que pasar por la Comisaría. Eran los años en los que estas luchas las encabezábamos muy mayoritariamente los obreros de Bonavista, de Torreforta, de Sant Pere i Sant Pau, de Campclar,... mientras desde algunos balcones de la Rambla donde ahora cuelgan esteladas nos gritaban «gamberros, dropos «y alentaban a la policía para que nos «calentara».

Luego ya en «democracia» seguimos juntos en tantas otras luchas. Lo triste es que de nuestro sacrificio y nuestra lucha, al final, se aprovecharon los de siempre los «oportunistas» y los burgueses, que se repartieron el poder y los cargos y han creado una Cataluña, cada vez más irrespirable, donde pasan con demasiada frecuencia hechos como el por ti relatado, donde se está intentando falsificar la historia, donde se intenta lavar el cerebro a nuestros jóvenes, donde se insulta y se margina al disidente.

Desde luego, no luchamos para esto, estas cosas habría que desterrarlas de una vez de Cataluña. Tal vez, y aunque estamos un poco viejos, tengamos que salir nuevamente a las calles y hombro con hombro volver a gritar en favor de la Libertad, el Pluralismo y la Democracia en Cataluña. Aunque con un poco de retraso, un muy fuerte abrazo hermano.

Manuel Martín Bravo

(Tarragona)

Agraïment a la Residència Montserrat Cuadrada

Vull manifestar públicament el meu agraïment a tot el personal de la residència Montserrat Cuadrada, de Valls, per totes les atencions i el bon tracte rebut a la meva mare Francisca Parés per part de la direcció, les infermeres, les auxiliars, el personal de cuina i neteja. Crec de tot cor que l’afecte i la familiaritat que ofereix el centre a interns i famílies en situacions tan complicades, s’han de saber valorar com cal.

També m’agradaria agrair el suport que jo, com a filla, he rebut per part de tots. Una braçada de la seva filla.

Ana Benach Parés (Tarragona)

Castellano fácil en selectividad

Los alumnos que han realizado este año selectividad en Cataluña lo han vuelto a confirmar: «el examen de castellano es mucho más fácil que el de catalán». Es ya una tradición. El gobierno catalán diseña todos los años una prueba de selectividad de castellano notablemente más sencilla que la de catalán y, cuando aparecen las elevadas notas de castellano (artificialmente, claro), el responsable de la Generalitat presume del buen nivel de lengua española en Cataluña con la inmersión lingüística. ¿A quién se pretende engañar?

Resulta llamativo que el gobierno catalán se niegue a realizar pruebas comunes de castellano con el resto de autonomías y que sus pruebas propias de castellano en primaria, secundaria o selectividad sean tan poco exigentes. ¿Algún día se darán cuenta quienes así actúan que ellos mismos se ponen en evidencia?

Antonio Sanz (Lleida)

Temas

  • CARTAS AL DIRECTOR

Comentarios

Lea También