Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Más de Opinion

Tres elecciones en un año

Tres comicios en un año, con el desgaste de los partidos y el disgusto ciudadano pueden arrojar resultados imprevisibles
Whatsapp

El 2015 que acaba de comenzar será año electoral, previsiblemente, por partida triple. Sin embargo, en este inicio de año, sólo está clara la fecha de las elecciones municipales: el 24 de mayo, el cuarto domingo del mes. Las autonómicas siguen pendientes de las negociaciones entre Artur Mas y Oriol Junqueras. El líder de ERC ha saludado el año lanzando un ultimátum al president. En quince días deben tener fecha los comicios autonómicos o no habrá aprobación presupuestaria. No se vislumbra ninguna fórmula que permita la convocatoria al gusto de ambos impulsores con lo que el proceso soberanista es previsible que experimente un nuevo desgaste como el que ya ha detectado la última encuesta del Centre d’Estudis d’Opinió (CEO). Finalmente queda también pendiente la fecha de las elecciones generales. El Gobierno ha dado a entender que las próximas podrían tener lugar ya entrado el año 2016, lo que ha suscitado alguna controversia sobre la legalidad de tal aplazamiento. En esta materia, la última palabra la tiene la propia Constitución, que es muy precisa y no requiere en lo tocante a calendarios el desarrollo ulterior de la Ley Electoral. En consecuencia las elecciones deberían tener lugar entre el 20 de diciembre de 2015 y el 19 de enero de 2016. Este intervalo se podrá adelantar mediante la disolución anticipada de las Cámaras. Tres comicios en un año, con el desgaste de los partidos y el disgusto ciudadano pueden arrojar resultados imprevisibles.

Temas

  • EDITORIAL

Comentarios

Lea También