Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Más de Opinion

Un año de oportunidades

La democracia no es: 'La libertad de elegir directa y asamblearia' que defiende Podemos
Whatsapp

Ya estamos en el 2015 y hay coincidencia general que este año será un año oportuno y clave. Si se analiza la definición de oportunidad el diccionario la define como: “Sazón, coyuntura, conveniencia de tiempo y de lugar”. Si se desmenuza esa definición conveniente, nos daremos cuenta que amerita una seria reflexión.

Sazón, primera palabra de la definición de oportunidad, se afirma como:” Punto o madurez de las cosas, o estado de perfección en su línea”. Si consideramos coyuntura, en su tercera acepción, es: “Combinación de factores y circunstancias que, para la decisión de un asunto importante, se presenta en una nación”. Si miramos conveniencia se connota: “Correlación y conformidad entre dos cosas distintas. Utilidad, provecho.”

La sociedad española a través de su historia ha tenido periodos en los que, de una manera genérica ha optado por romper con todo y empezar de cero. La realidad histórica y el papel que ha jugado nuestro país en los últimos siglos, debe reconocerse, que importante y decisivo no ha sido en la historia; quitando los premios Nobeles de Literatura, en otros ámbitos, excepto el de Don Santiago Ramón y Cajal, no hemos brillado en absoluto, esto debe llevarnos a reflexionar ante la nueva coyuntura, la nueva oportunidad y pensar para no volver a caer en ese adanismo que tanto gusta a parte de la sociedad española, de empezar de cero, que como señaló Ortega y Gasset, es la incapacidad de “ser” para apoyarse en lo “sido”

Un adanista como ha escrito José Antonio Burriel: “se cree el primero e inventor o creador de cualquier cosa en la que participa. Un «adanista» borra de un plumazo la historia: la historia comienza con él”. Lo peor no es sólo eso ya que dada la característica de parte de nuestra sociedad arrastra a demasiados pues hay muchos adanista soterrado.

Para estos adanistas, sobre todo los jóvenes, sería muy adecuado que oyeran el discurso que dio en la reunión de UNASUR, el presidente, hasta hace unos días de Uruguay, José Pepe Mújica. Muchos de esos adanistas que además se creen de izquierda observaran que para conseguir la paz, la justicia social hace falta implicarse no solamente votar, véase en (https://www.youtube.com/watch?v=7MGAmxeJjTY) .

Este presidente no tiene nada de “adanista” ni empezó de cero y ahora a sus 79 años dice, lo que dice, a la juventud, al igual que otro “joven” el Papa Francisco que a sus 78 años ha ofrecido los discursos al Parlamento Europeo y la Curia Vaticana. Estos dos ejemplos deberían hacer reflexionar a esos adanistas que quieren empezar de cero y no analizar fríamente y valorar para que, sin renegar del pasado, corregirlo, para construir un mejor presente.

La sociedad española, debe leer, informarse, sopesar lo que se le ofrece y pensar que votar contra, no es votar, es otra cosa; votar es reflexionar que es lo mejor que uno cree en conciencia y que es posible lograr con el trabajo, la abnegación, la dedicación, el esfuerzo, que uno está dispuesto a ofrecer para lograr ese mundo mejor que se desea con su voto, aceptando que esta sociedad es múltiple, diversa y plural y que por lo tanto habrá que conseguir un máximo común divisor y un mínimo común múltiplo.

La democracia no es: “La libertad de elegir directa y asamblearia que defiende PODEMOS lejos de ser una resistencia a fuerzas capitalistas y de orden económico hegemónico, no son más que esas fuerzas en su estado más puro”. Como señala Manuel Antonio Jiménez Castillo, en la revista El Catoblepas, n.154 de diciembre .

“Y es que, aunque aparente ser su contrapunto, el sistema de gobierno defendido en PODEMOS no es más que la asimilación mimética del proceder «ontológico» del sistema de libre mercado: libertad de elegir. PODEMOS subordina, y hace bien a mi juicio, la libertad de elegir en el mercado a sus efectos derivados de la desigualdad y concentración material, entre otros. Sin embargo, no actúa de la misma manera en cuanto a la libertad de elección política se refiere”

“ Asimilar lo relevante de las decisiones políticas a «es lo mejor porque es lo más votado» es como valorar el trasfondo artístico de Picasso al número de visitas al museo. O en palabras del gran sociólogo K. Polanyi, es trasplantar la economía del mercado a una sociedad de mercado y ya puestos a una política de mercado.”

Pensemos en algunos líderes que llegan por el poder de los votos, “democráticamente elegidos” y se eternizan en el poder porque son ellos y ellos sólos los únicos capaces de “salvar al pueblo” y para eso legislan y cambian constituciones para que la “legalidad” sea la que emana del “pueblo”.

La sociedad española debe en los momentos actuales pensar , contrastar, ver los pros y los contras de las alternativas, analizar si los contextos son como se afirman, si lo que piden, en su diario acontecer, cumplen lo que prometido o en acciones que han defendido se esconden argumentos y realidades que desmienten sus afirmaciones actuales.

Es más que problemático el observar, como parte de la sociedad española miró para otro lado, en otras votaciones, cuando personas que no merecían el voto por estar implicadas en ilegalidades, imputadas en casos de corrupción fueron de nuevo elegidos . Hay que analizar si las ideas que se defienden como solución han conseguido, en los lugares donde se han aplicado, un éxito.

Se juega demasiado la sociedad para fallar y creer que los paraísos están a la vuelta de la esquina, sólo con votar, con derecho a decidir. quizás convenga pensar como señala el Dr. Jiménez :” “Todo ello nos lleva a asumir una verdad tan dolorosa como oculta que aflige profundamente nuestro espíritu. Y es que si fuéramos capaces de rasgar el velo de la ideología contemporánea entenderíamos que sin dinero, precarizados, sufrientes y expatriados somos más capitalistas que ningún banquero”

Temas

  • TRIBUNA

Comentarios

Lea También